Empresas y finanzas

La CNMC cree que cerrar carbón y nucleares hará subir el precio de la luz

  • La jornada 'Hacia un nuevo modelo energético para la empresa'...
  • ... organizada por elEconomista y Deloitte con la colaboración de la CEV
Valencia

María Fernández, vicepresidenta de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC), insta al nuevo Gobierno central a reflexionar sobre la estrategia y medidas a adoptar en relación a la energía nuclear y el carbón y su potencial impacto sobre el sistema energético. "Estas centrales mantienen, a día de hoy, la estabilidad del sistema eléctrico y cerrarlas antes de tiempo podría disparar los costes y precios de forma inmediata", alertó Fernández en la conferencia principal de la jornada Hacia un nuevo modelo energético para la empresa, organizada por elEconomista en Valencia en colaboración con la patronal autonómica -la Confederación Empresarial de la Comunidad Valenciana (CEV)- y con patrocinio de Deloitte.

La vicepresidenta del supervisor planteó, asimismo, la necesidad de diseñar "de forma ordenada" la incorporación de energías renovables en el sistema, que, provocará, por un lado, un reto en cuanto a las redes de distribución y, por otro, en el nivel de precios, al haber logrado tecnologías a costes reducidos.

Respecto a las redes, su adaptación se presenta como uno de los retos fundamentales en el nuevo contexto de generación distribuida. "La transición implica pasar de una red pasiva a otra realidad, que integrará diferentes recursos energéticos y en la que los agentes conectados podrán adoptar decisiones de consumo", indicó José Luis Picard, responsable de Operación y Planificación de la Red Este de Iberdrola.

"La evolución hacia esas redes inteligentes exigirá una inversión, de muchos millones de euros. Según un informe publicado recientemente por Deloitte, podría ascender a unos 42.000 millones hasta 2030", detalló Martínez.

Por otro lado, "los expertos advierten de que una posible entrada masiva de energía de fuentes renovables en el pool eléctrico podría tener un efecto de canibalización y bajar tanto los precios que no hiciese rentables las inversiones", apuntó la vicepresidenta de la CNMC.

En esta línea, el presidente de la Asociación Valenciana de Empresas del Sector de la Energía (Avaesen), Marcos Lacruz, criticó que las políticas energéticas y el impulso a las energías renovables "se hayan dejado en España para última hora, cuando todos sabíamos que el camino va en esa dirección y el horizonte definido por Europa. En los últimos meses, se han sacado a subasta 8.000MW. Tras ocho años en los que el sector ha estado paralizado y en la miseria, ahora tenemos que hacerlo todo en dos años. Necesitamos un plan meditado, maduro y con visión a largo plazo".

"El sector energético es uno de los más complicados de regular y los objetivos de Europa en cuanto a aportación de energías renovables -32% en 2030-, aumento de la eficiencia energética y reducción de emisiones son ambiciosos. Nos encontramos en un momento de sostenibilidad económica y financiera del sector eléctrico, en un buen punto para actuar de cara al futuro, pero, si este proceso no se lleva a cabo con orden, corremos el riesgo de sufrir impactos importantes", advirtió Fernández.

Presión en competitividad

La energía es un factor clave en la estructura de costes de la industria, que puede llegar a suponer hasta el 30 o el 40% de los gastos operativos en sectores como el cerámico, químico o textil. "En momentos concretos, ha llegado a situarse como la primera partida de costes", detalló Pedro Riaza, secretario general de la Asociación Española de Fabricantes de Azulejos Pavimentos Cerámicos (Ascer).

Esta situación fue calificada de "insostenible" en un contexto de competencia mundial y en el que el crecimiento de la actividad exportadora es uno de los motores de la industria nacional. "La industria española está en desventaja en este ámbito respecto a la de los principales países europeos. No es que quiera pagar menos; me conformaría con pagar lo mismo que mis competidores. Además, tenemos que impulsar la conexión entre el mercado nacional y el europeo", subrayó Miguel Burdeos, presidente de SPB y de la patronal química valenciana, Quimacova, y vicepresidente de la CEV.

"Es necesario un pacto a nivel nacional que permita definir y garantizar un marco energético estable, predecible, sostenible y competitivo", defendió Salvador Navarro, presidente de la patronal valenciana.

En la definición y regulación de ese futuro marco, hay que tener en cuenta tres puntos fundamentales: la seguridad del suministro; la sostenibilidad medioambiental, y el precio y la competitividad.

Entre las principales reivindicaciones de las empresas está la revisión de los costes incluidos en las tarifas -entre ellos, los peajes, que se sitúan en España hasta ocho veces por encima de los países europeos competidores-; la racionalización de infraestructuras y redes, y de proyectos -"no estamos para pagar otro Castor", dijo Riaza-, y una reforma fiscal, que incluya la eliminación de impuestos a la generación eléctrica.

Apoyo a la cogeneración

Tanto Avaesen, como los representantes de la industria y de la Administración valenciana abogaron, asimismo, por definir un nuevo marco para la cogeneración que garantice la continuidad de esta fórmula, clave para sectores como el cerámico o el textil.

Hasta 2025, el 60% del parque de cogeneración finaliza su vida útil regulada -de 25 años- y, según Javier Rodríguez, director general de la patronal del sector, Acogen, su desaparición supondría no solo un alza en los costes de producción, sino, también en la factura para el consumidor final, además, del impacto en el medio ambiente.

Precisamente la cogeneración y el autoconsumo son dos de las principales apuestas del Plan de Energía Sostenible 2020 de la Generalitat Valenciana, que explicaron el conseller de Economía, Rafael Climent, y la directora general del Ivace, Júlia Company.

"No solo se plantean retos, sino que se abren importantes oportunidades para las empresas en cuanto a innovación y nuevas soluciones e inversiones", destacó Juan Pablo González , director de Industria y Energía del Instituto Tecnológico de la Energía (ITE).

En esta línea, Daniel Herguido, responsable de Gestión Energética de Consum; José Luis Segura, director Jurídico de Actiu, y Guillermo Alomar, director de Flota de Balèaria, expusieron los desarrollos de sus empresas, que les han convertido en referentes en esa transición hacia un nuevo modelo energético.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Google+Google plus
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum
Publicidad
Contenido patrocinado
Otras noticias
forum Comentarios 15
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.

Pep
A Favor
En Contra

Por favor, a otro con ese cuento. Da igual que abran o que cierren centrales, que llueva o no llueva, que haya viento o no haya vineto, que... la luz subirá igual, lo estamos viendo continuamente.

Puntuación 11
#1
ximo
A Favor
En Contra

Lo que nos cuesta dinero es este organismo cierrenlo...

Puntuación 10
#2
Incrédulo
A Favor
En Contra

Lógico: con la misma demanda, se reduce la oferta, pues suben los precios.

Recomendación al gobierno: Libro Samuelson de 1º de Economía.

Puntuación 3
#3
Segismundo
A Favor
En Contra

Cerrar las nucleares elevaría la factura de la electricidad hasta niveles prohibitivos, con gran contento de eléctricas y petroleras, y luego dispararía el paro y la inflación, alegría del usurero; las racionalizaciones, ecológicas, o de combate a muerte por la paz, que se puedan hacer, carecen de base real, son delirantes, interesadas.

Cuando estos políticos de rebotica y casino provinciano, rebeldes, agresores por vocación, que han encontrado en el ‘ultra-izquierdismo’ una bandería desde la que atacar, estén cocidos, a la plancha, o escalfados, por el ‘Calentamiento global’, pedirán una gota de agua en la punta de la lengua, como el rico Epulón, porque se abrasan. No la tendrán, porque han secado las fuentes.

Puntuación 5
#4
Usuario validado en elEconomista.es
Diábolo
A Favor
En Contra

Y cómo se van a alimentar esos millones de coches electricos que nos quieren vender???

Apenas llega el sistema para alimentar los domicilios e industrias...

Puntuación 10
#5
Bandarra
A Favor
En Contra

A diabolo: pues con generadores movidos por un motor de combustion interna dentro del propio vehículo, el electrificar todo el transporte sólo sería viable con híbridos.

También hay cosas como la eólica de Jean Claude Lefeuvre: https://youtu.be/-0cD6AQVFq4

Puntuación -3
#6
S Paradox
A Favor
En Contra

O nucleares, o CO2 a tope, no hay alternativa, porque el viento no cubre todas las necesidades, ni llueve suficiente todos los años.

En los alrededores de las centrales de carbón hay más radiactividad que junto a una nuclear, datos de la OMS.

También se puede uno alumbrar con el candil, si no se beben el aceite las lechuzas, lavar a mano con la tabla,... en fin: 'Turn back time', como en 'The year of cat'

Puntuación 6
#7
Francisco
A Favor
En Contra

Dudo mucho que suba el precio por cerar las nucleares. Estas producen energia mas cara que cualquier otra (gas, carbon, eolica, solar). Lo que tiene es una mejor continuidad. Y el peligro no es la radioactividad en su normal funcionamiento, sino en los accidentes y ... el creciente problema de los residuos.

De cualquier manera creo que muchas mas solares y usando las hidro, las bio y algunas a gas pueden dar el equilibrio al sistema. Suena a "informe" pagado por las electricas, que no quieren que sus antiguas inversiones ahora funcionando pierdan la licencia.

Y a los mineros los deberian ayudar a re-integrarse (porque no subvencionar eolicas o solares en Asturias para ocupar a los mineros parados?)

Puntuación -2
#8
alf
A Favor
En Contra

NO empaqueten cosas que no tienen nada que ver, como siempre.

Carbón debería llevar muchos años cerrado.

Nuclear hoy por hoy es la mejor alternativa.

Puntuación 7
#9
A Favor
En Contra

La CNMV tendría que velar por el interés común de los Españoles y no de las empresas que se forran a través del bolsillo de los Ciudadanos.... es una vergüenza tener una institución así....

Puntuación 3
#10
tela
A Favor
En Contra

como decía aquel.

A mi que mas d¡me da que me suban el precio de la gasolina, .le voy as poner 1000 ptas como le pongo siempre.

Puntuación 1
#11
panda vividores
A Favor
En Contra

panda de vividores ,,enchufados y estomagos agradecidos sin credibilidad ninguna .. y poquita productividad laboral ...cuestan demasiados millones a los contribuyentes ,..,Cada vez que hablan o dan ""consejitos "" sube el pan,, el pescao ,,,y baja la bolsa ... mejor cerrado dicho organismo --

Puntuación 3
#12
Lan
A Favor
En Contra

La cuenta hay que hacerla a largo plazo.Suprimir las nucleares y el carbón es imperativo.

Puntuación 1
#13
Josepz
A Favor
En Contra

Eso lo pensamos mucha gente, pero no somos de izquierdas, pensamos por nuestra cuenta.

Puntuación 0
#14
Usuario validado en Google+
Álvaro Muñoz
A Favor
En Contra

Pero entonces para los que tenemos la tarifa del PVPC donde todos los días cambia el precio de la luz (y cada hora), de cuantas cosas tenemos que estar pendientes?, del carbón, de la lluvia, del gas de argelia, del viento.... y los precios no bajan (yo lo compruebo a diario desde www.planergetic.com).

Puntuación 0
#15