Ecomotor

Fiat 500 X: hormonas de crecimiento desde 13.500 euros

Juan Luis Soto12:39 - 26/02/2015 comentarios

El Fiat 500 X supone el aterrizaje de la marca italiana al creciente segmento de los SUV de tamaño pequeño. Con unas líneas fieles respecto a la historia de la marca y a la saga 500, oferta una gama muy completa de versiones, tanto en mecánica como en equipamientos.

Diseñado y fabricado en Italia, el 500 X es muy fácil de identificar. Su logo con "bigotes", doble faro, parrilla, trasera trapezoidal o la luneta que recuerda al primer Fiat 500 de los años sesenta, no dejan duda de su procedencia. Pero, al igual que otras inspiraciones en modelos más pequeños -léase Mini Countryman-, las proporciones del 500 X parecen haber crecido por efecto de las hormonas.

Mide de 4,25 hasta 4,27 metros de largo, según la versión. Es la mayor longitud entre los de su clase y es algo de lo que aprovecha para ofrecer un interior de buena capacidad y también para codearse en este aspecto con algunos SUV del segmento superior. Este "crecimiento" no ha provocado descompensación en sus proporciones, ya que la silueta consigue líneas fluidas y un coeficiente aerodinámico de los mejores en su segmento -el mejor según Fiat-.

En el interior, el 500 X parece haberse "musculado" de igual modo que por fuera. Su salpicadero presenta mayores volúmenes que en los otros modelos de 500, con un diseño más abombado y pintado del mismo color que la carrocería. En las versiones superiores, sobresale una prolífica dotación a bordo, que incluye control de crucero, aviso de cambio de carril, detección de ángulo muerto o el control de frenada, que funciona con velocidades de hasta 200 kilómetros por hora. Son equipamientos ausentes en algunos rivales del 500 X, como los Renault Captur o Peugeot 2008, y raros en este segmento pequeño de "crossover".

Preparado para salir del asfalto

Tampoco se ha olvidado la faceta de conectividad en el equipamiento, ya que el 500 X incorpora un equipo de sonido inédito en su segmento y sistemas de teléfono, reconocimiento de voz, además de la posibilidad de beneficiarse de diversos servicios conectados a bordo como redes sociales, Deezer -música-, Tunein -radio-,...

Detrás, el crecimiento se nota en el generoso maletero de 350 litros, con un espacioso doble fondo que puede alojar holgadamente una rueda de repuesto. El amplio portón trasero y las cuatro puertas de este modelo aportan una buena accesibilidad que, unida a la mayor altura de los asientos respecto a un compacto o berlina, facilitan mucho el acomodo de los pasajeros.

Y es que el 500 X es también más alto, pues sus necesidades dinámicas le dotan de una distancia libre al suelo de 179 centímetros, suficientes para abandonar el asfalto con garantías de no quedarse atascado a las primeras de cambio. Su carrocería ha tenido también en cuenta el abordaje de terrenos abruptos, ofreciendo su delantera un ángulo de ataque de 21,3º y su trasera un ángulo de salida de 30,1º.

La oferta del 500 X se adapta por lo amplia a todas las necesidades de uso. Fiat nos plantea una transmisión 4x2 para los usos más urbanos, un 4x2 con sistema de tracción + para ampliar el radio de acción a terrenos de menor adherencia y el 4x4 para los más aventureros o para quienes se muevan por zonas de climatología adversa. Además de los diferentes sistemas de tracción, la suspensión posterior, de esquema McPherson, es diferente en las versiones de dos o cuatro ruedas motrices.

El 500 X ofrece, de forma similar a los Alfa con selector DNA, tres modos de conducción para adaptar la respuesta del motor y el funcionamiento de la transmisión a las circunstancias imperantes: sport, auto o "todo tiempo" para situaciones de poca adherencia. El mando giratorio de la consola central actúa sobre el motor, el control de estabilidad y la dirección para modificar la respuesta y adaptarla a las necesidades del momento.

En cuanto a las cajas de cambio, también hay donde elegir ya que dependiendo de la versión pueden ser manual de seis relaciones, automática de doble embrague también de seis relaciones y otra más sofisticada automática de origen ZF y de nueve relaciones.

Las motorizaciones disponibles en el lanzamiento del modelo son dos de gasolina, de 110 y 140 caballos, más otras dos diésel, de 120 y 140 caballos. Más adelante se irán sumando otros motores que elevarán la gama de potencias disponibles hasta los 170 caballos.

Dinámicamente homogéneo

En cuanto a los acabados, estructuran la gama en tres posibles niveles para la versión más urbana -Opening, Pop y Pop Star- y tres más para los 500 X de vocación más campera -Cross, Lounge y Cross Plus-. Se han previsto además diversos paquetes opcionales y una amplia gama de accesorios para que el cliente personalice a voluntad su automóvil. Los precios de venta al público van desde los 17.590 euros hasta los 31.250 de la versión más cara de la serie limitada Opening. Pero Fiat ha aplicado una agresiva política de lanzamiento que, contando con las ayudas del Plan PIVE, ponen a la versión de acceso en un precio de 13.500 euros.

En nuestra primera toma de contacto hemo apreciado un coche equilibrado y bien desarrollado, incluso más maduro que el 500 L. El interior, vistoso y de buena habitabilidad, nos encontramos a gusto tanto conduciendo como en el resto de las plazas. Los respaldos de los asientos son quizá un poco duros lo que, unido a unas suspensiones un poco secas, perjudican un poco la comodidad en viajes largos.

Pero aparte de este detalle de los asientos, por otra parte común en todos los "500", el 500 X es un coche muy agradable para todo uso, fácil de conducir y con un chasis rígido, noble en sus reacciones y que aporta confianza sobre todo tipo de carreteras. Aunque pueda parecer un concepto de compromiso y de vocación urbanita, el 500 X sorprende por ser preciso y riguroso en su comportamiento cuando practicamos una conducción más exigente de lo normal. Al cabo de un variado circuito de prueba por carretera concluimos que es un coche dinámicamente muy homogéneo, lo que se completa brillantemente con una carrocería muy práctica y polivalente. Sin duda el 500 X será un modelo a tener en cuenta a la hora de valorar la oferta actual de coches donde se busca la versatilidad.

Todos los precios

- 500X Opening Edition 1,4 MultiAir 140 CV 4x2: 21990 euros

- 500X Opening Edition 1,6 Multijet 120 CV 4x2: 22890 euros

- 500X Opening Edition 4x4 2,0 Multijet 140 CV Auto 9 vel.: 31250 euros

- 500X Pop 1,6 E-Torq 110 CV 4x2: 17590 euros

- 500X Pop Star 1,6 E-Torq 110 CV 4x2: 18590 euros

- 500X Pop Star 1,4 MultiAir 140 CV 4x2: 20590 euros

- 500X Pop Star 1,6 MultiJet 120 CV 4x2: 21490 euros

- 500X Cross 2,0 MultiJet 140 CV 4x4 Auto 9 vel.: 22.290 euros

- 500X Cross 1,6 MultiJet 120 CV 4x2: 21.390 euros

- 500X Lounge 1,6 E-Torq 110 CV 4x2: 22.290 euros

- 500X Lounge 1,4 MultiAir 140 CV 4x2: 26.790 euros

- 500X Lounge 1,6 MultiJet 120 CV 4x2: 21.390 euros

- 500X Cross Plus 1,4 MultiAir 140 CV 4x2: 23.390 euros

- 500X Cross Plus 1,6 MultiJet 120 CV 4x2: 24.290 euros

500X Cross Plus 2,0 MultiJet 140 CV 4x4: Auto 9 vel. 25.090 euros


PUBLICIDAD


Otras noticias

Contenido patrocinado

Comentarios

0

Ver más noticias
Ver más noticias