Famosos

El último giro de guion de Marta Riesco: pide perdón a Rocío Carrasco entre lágrimas

Como una auténtica plañidera sacada de La Mancha más profunda. Así ha reaparecido este lunes Marta Riesco en el plató de Ni que fuéramos shhh tras la emisión de su entrevista la pasada semana. Con su relación con Antonio David muerta y enterrada, la joven periodista ha sacado la bandera blanca a los mismos que un día acusó de "acoso y maltrato" y ha entonado el 'mea culpa', asegurando que quiere olvidar el rencor y encarar una nueva etapa de su vida lejos de polémicas.

Y para ello, ha empezado pidiendo perdón a la que fue su enemiga pública número uno: Rocío Carrasco. "Hay cosas que me han pasado, nada de cosas físicas, hay cosas que me han ocurrido que ahora empatizo con ella y quiero pedir disculpas por no haberlo hecho antes", ha dicho. "Estaba tan cegada, que no creía lo que estaba pasando, y lo que ella contaba no me lo creía. Ahora que me han pasado muchas de esas cosas, me doy cuenta de que primero, soy una gilipollas; y segundo, he sido muy injusta".

Riesco ha admitido ante María Patiño y compañía que Antonio David Flores es "lo peor" que le ha pasado en la vida: "Ojalá nunca nos hubiésemos cruzado. Creo que ya he pagado un precio muy alto por esta relación y necesito que la gente también pase página, porque he hecho muchas cosas, pero no he hecho nada lo suficientemente grave como para decir: 'No hay solución", ha dicho entre lágrimas.

Su relación con Antonio David fue un ir y venir de dardos entre ellos pero también de Marta hacia Rocío Carrasco, Olga Moreno y, más tarde, Rocío Flores, a la que acusó de haber forzado la ruptura con su padre. Tras lo sucedido, Marta cayó en una depresión por la que recibió tratamiento psicológico y psiquiátrico.

Una trayectoria breve y polémica

Marta Riesco trabajó durante años dentro del equipo de El programa de Ana Rosa, el formato principal de Unicorn. La periodista pertenecía a la sección de corazón, donde hacía reportajes, vídeos y entrevistas. Pero su situación se vio comprometida cuando comenzó una relación sentimental con Antonio David Flores. En ese momento, se convirtió también en 'personaje' y apareció en alguna ocasión hablando de su situación personal ante las cámaras. De forma paralela, comenzó una batalla con Sálvame, el programa de las tardes de Telecinco, que estaba posicionado del lado de Rocío Carrasco y en contra de Antonio David, excolaborador de La Fábrica de la Tele hasta que fue despedido en el momento del estreno del documental de la hija de Rocío Jurado. En aquella época se produjeron algunos momentos de tensión, como el día que Marta Riesco habló para los micrófonos de Sálvame cuando estaba trabajando para AR y se enzarzó con Anabel Pantoja, un altercado que no gustó a sus jefes.

Pasado un tiempo, Unicorn reubicó a Marta Riesco en Fiesta, el programa de los fines de semana que presenta Emma García, donde siguió haciendo reportajes relacionados con el mundo del corazón y el espectáculo, pero más alejada de la actualidad diaria de la cadena. El punto de inflexión se produjo cuando protagonizó una fuerte discusión en directo con una reportera de Sálvame cuando coincidieron en el mismo photocall. Aquel día llegó a mencionar a Borja Prado, entonces presidente de Mediaset, que ordenó que la reportera dejase de hacer directos. Marta Riesco también fue uno de los personajes vetados por la nueva dirección de la cadena a la hora de abordar sus contenidos, junto con Rocío Carrasco, Antonio David, Ortega Cano, Kiko Rivera, etc.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud