Casas Reales

Ese abrazo de orgullo de padre a la alférez cadete Leonor de Borbón: su emocionado adiós a Zaragoza

Los Reyes y la infanta Sofía han acompañado a Leonor en este fin de su etapa en Zaragoza. La Princesa sigue los pasos de su padre y ha recibido el despacho de alférez. No ha sido el único nombramiento. La dama alférez cadete Borbón Ortiz también ha sido distinguida con la Gran Cruz al Mérito Militar. El acto que pone fin a su andadura en la Academia General Militar de Zaragoza ha tenido lugar en el Patio de Armas este miércoles 3 de julio.

Leonor va con el traje de gala. Lleva el Toisón de Oro y el cordón dorado que implica su formación. Se ha escuchado el himno nacional y Felipe VI ha pasado revista a las tropas. Hemos visto el momento en que el Rey le ha entregado el despacho de alférez. Padre e hija mantenían su posición de firme. Con máximo rigor y con el cumplimiento de la disciplina miliar, don Felipe le ha otorgado el despacho. Después, Leonor ha recibido la Gran Cruz al Mérito Militar. La Princesa mantenía su mirada fija e inalterable. Como dictan las normas castrenses. Su padre le ha colocado la banda. Ha sido en ese momento cuando se han fundido en un abrazo. Un instante de emoción que el Rey ha vivido con mucho orgullo.

La princesa de Asturias ha revitalizado la monarquía. Su imagen pública, que conecta con su generación centennial, representa la nueva era de la Casa, moderna y feminista. Con su conducta ejemplar, la hija mayor de Felipe VI y Letizia ha asumido su función de heredera en la Academia, donde ha recibido dos cursos de formación militar en el Ejército de Tierra concentrados en uno, tal y como se ha diseñado para ella.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud