Televisión

Begoña Villacís afronta el asesinato de su hermano Borja y espera los resultados de la investigación

Begoña Villacís y hermano Borja

Begoña Villacís, la que fuera vicealcaldesa de Madrid, se enfrenta a la peor tragedia de su vida tras el asesinato este martes de su hermano pequeño, Borja, fallecido tras recibir a plena luz del día varios balazos en la cabeza y en el tórax. La ex número 2 del ayuntamiento de la capital es la mayor de sus dos hermanos varones, Nacho y Borja. A las pocas horas de conocerse el suceso hablábamos con ella y, aunque tremendamente afectada por lo ocurrido, nos explicaba que estaba junto a sus padres y a la espera de hablar con la Policía.

Su padre, José Villacís, es funcionario por oposición del Ministerio de Hacienda y también ha sido profesor honorario de Macroeconomía en la Universidad CEU San Pablo. Su madre, Marisol Sánchez Alonso, es psicóloga. Junto a ellos y su otro hermano tratan de afrontar el golpe que les ha destrozado. Su otro hermano, Nacho, se dedica actividades relacionadas con el ámbito inmobiliario.

Última hora de la investigación: la detenida es madre de uno de los verdugos

La Policía está muy cerca de atrapar a los dos huidos, uno de ellos, hijo de la mujer detenida, identificada y con antecedentes penales por delitos contra la salud. "Es cuestión de horas que la policía detenga a los implicados", nos aseguran. Los presuntos homicidas están identificados y pertenecen a un clan radicado en Bargas (Toledo), relacionado con el narcotráfico. Los responsables de la investigación creen que el móvil del homicidio es la venganza por una deuda que supuestamente mantenían las víctimas con la organización de los agresores.

No habían pasado dos horas desde el asesinato cuando fue detenida una mujer de 52 años y que, según fuentes policiales, es la madre de uno de los verdugos del hermano de Begoña Villacís. Tal y como informamos este martes, la detenida es natural de Bargas (Toledo) y cuenta con antecedentes. Según lo que ha trascendido Borja y "Luis", uno de sus acompañantes, que resultó herido de bala, aunque no se teme por su vida, habían quedado para pegarse, si bien la policía cree que los enfrentamientos que les llevaron a citarse tienen que ver con el tráfico de drogas. Pero Borja y sus amigos no esperaban que sus contendientes llegaran con un rifle del calibre 7,62 y una escopeta de postas del 12, como nos explican fuentes de la investigación llevada a cabo por el Grupo V de Homicidios de Madrid y les tendieran una emboscada. La principal hipótesis es que los presuntos asesinos de Borja fueran dispuestos a ejecutar el crimen, ya que al parecer tenían un plan de fuga preparado. Los asesinos huyeron en una moto que tenían escondida y la mujer detenida lo hizo en el BMW alquilado el día antes en la estación de Atocha. Pero un vídeo grabado por casualidad y puesto a disposición policial truncó los planes y la mujer, identificada, residente en el pueblo toledano de Bargas, fue detenida cuando trataba de explicar a los policías que alguien había tratado de secuestrarla.

La reconstrucción de lo sucedido señala que Borja iba con dos amigos cuando sus verdugos, que sin duda iban con intención de matarles, les embistieron en El Pardo y les dispararon. Uno de ellos es "Kevin", hijo de la conductora detenida después del asesinato. Los agentes estaban a última hora del martes tras la pista de este y de otros varón, sospechosos de ser los verdugos de Borja, los dos hombres que acompañaban a la arrestada en el vehículo desde el que se practicaron los disparos que acabaron con la vida del hermano de Begoña Villacís e hirieron en la cabeza a uno de sus acompañantes.

Borja y sus acompañantes estaban en un descampado del kilómetro 6 dela carretera M-612, entre Fuencarral y El Pardo, la zona donde tuvo lugar el suceso, alrededor de las 12.30 horas. Borja viajaba junto a dos personas en un Citroën C3 Aircross de color blanco. El hermano de Begoña Villacís, íntimo amigo de uno de los que se iba a pegar con los que serían poco después sus asesinos, uno de ellos identificado como Kevin, iba dispuesto vigilar que no hubiera armas y también a mediar, puesto que, según la Policía, conocía también al menos a uno de los verdugos. Otro coche, con amigos de las víctimas, rondaba la zona probablemente para verificar que todo iba según lo previsto, lo cual, evidentemente, no ocurrió.

Al contrario: los verdugos acudieron provistos de las citadas armas de fuego. Apareció el BMW X2 gris plata con las placas dobladas y cerró el paso al Citroën. Cuando el coche en el que iba Borja tuvo que detenerse se produjo el primer disparo y entonces, Luis, el amigo de Borja que iba al volante, estrelló el Citroën contra el BMW. En ese momento, Kevin y el otro hombre se apearon de su coche con las armas, discutieron y, según el relato que varios testigos han trasladado a los agentes, dispararon contra la ventanilla trasera del piloto. Después, los hicieron contra Borja Villacís. Primero, en el tórax y después en la cabeza. El hermano de la número 2 de Almeida murió en el acto. No ocurrió así con Luis, acompañante de Borja. Le dispararon en la cabeza con la escopeta pero los amigos que les habían seguido le trasladaron desde el lugar del suceso a la Fundación Jiménez Díaz , adonde llegó consciente, con heridas de consideración, aunque no se teme por su vida.

Tras asesinar a Borja y disparar contra Luis, los verdugos regresaron al BMW y, después de conducir alrededor de un kilómetro y medio, detuvieron el vehículo frente a Mediaset España para esconder una caja con armas largas y cortas. Esa es la escena que ya recogimos este martes, porque fue grabada por testigos desde unas oficinas situadas frente al lugar donde pararon los presuntos homicidas. La mujer detenida trata de tapar a uno de sus acompañantes, vestido de negro, mientras el hombre saca la caja del maletero y la esconde a varios metros de distancia, además de cambiar las matrículas al BMW. Después, la mujer posteriormente detenida se fue en el BMW en dirección sur y minutos más tarde fue detenida en una gasolinera cercana a la Plaza Elíptica. Fue allí cuando trató de engañar a los agentes que la interceptaron y les dijo que había sido "víctima de un secuestro". Pero los policías, que ya habían visto el vídeo, la detuvieron y la trasladaron hasta la Jefatura Superior de Policía de Madrid, en la avenida del Doctor Federico Rubio y Galí.

Begoña Villacís y su familia se encuentran devastados

Tras conocer el asesinato a tiros este martes de su hermano Borja, Begoña se encontraba arropando a sus padres. La ex vicealcaldesa de Madrid y exdirigente de Ciudadanos dejó la política hace justo un año y trata de afrontar este durísimo varapalo junto a su entorno y su círculo más cercano.

Begoña, a quien conocían como Bego de niña, es la mayor de dos chicos, Nacho y Borja. Este último, de 41 años, ha sido quien ha fallecido. Tanto Begoña como su familia han querido agradecer las muestras de cariño recibidas tras el asesinato de Borja y han pedido que se respete su intimidad en estos momentos tan difíciles, tal y como han indicado en las últimas horas fuentes cercanas al entorno de Begoña Villacís. El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, ha dado el pésame a la exdirigente de Ciudadanos y ha pedido respetar la investigación abierta por la Policía en su confianza de que haya novedades pronto sobre los autores y el móvil de este crimen.

Begoña, de 46 años, nacida en Madrid, pasó su infancia jugando en el Parque del Oeste, en el barrio de Argüelles, donde se ubicaba la vivienda de sus padres. Estudió en el colegio concertado La Salle de San Rafael y con 15 años se fue a Virginia (Estados Unidos) para aprender inglés. Tras esta etapa, en la que se aficionó al surf, regresó a España y terminó sus estudios en el colegio público Covadonga, ya cerrado. Posteriormente, trabajó como camarera, azafata y dependiente en una tienda de ropa. Luego se costeó un máster en Asesoría Fiscal y Derecho Tributario en la Universidad Pontificia de Comillas y entró en política. En 2014 se unió a Ciudadanos.

Entre 2015 y 2023 fue Concejala del Ayuntamiento de Madrid, en cuyo pleno ejerció de portavoz del Grupo Municipal Ciudadanos, y desde junio de 2019 fue también vicealcaldesa de Madrid y miembro de la Junta de Gobierno Local de Madrid. En junio de 2023, decidió apartarse de la actividad política tras no resultar elegida para el consistorio de la capital el 28 de mayo y ante la debacle del partido. No se presentó a las elecciones del 23 de julio.

Begoña Villacís estuvo casada durante 15 años con el abogado Antonio Suárez-Valdés, del que se separó en junio de 2020. Fruto de este matrimonio nacieron sus tres hijas: Paula, de 18 años; Jimena, de 16 e Inés, de 5. "Todo ha sido de mutuo acuerdo y hemos firmado un convenio de separación ante notario, para evitar las molestias de un procedimiento judicial", explicó el ex marido. A los 15 días de conocerse la separación, el periodista y escritor Rubén Amón respondió a los rumores que le relacionaban con Begoña Villacís. La entonces vicealcaldesa había pasado el confinamiento en un chalet familiar de la localidad madrileña de Villanueva de la Cañada en lugar de en el céntrico piso que compartía con su marido e hijas. Surgieron rumores que apuntaban a que Begoña Villacís había rehecho su vida con el columnista de Espejo Público y el contertulio se pronunció así: "Begoña es muy amiga mía. Me sorprenden mucho las noticias que se están publicando. No compartimos la vida como se está diciendo" aseguró, reiterando que solo les unía una buena amistad. No obstante, meses después, en octubre de aquel año, Amón fue fotografiado en actitud cariñosa con Begoña Villacís, en un reportaje publicado por la revista en en el que se mostraba el afecto que sienten el uno por el otro

Desde que en mayo de 2023 abandonara la política, Begoña ha ejercido como contertulia en programas como Mañaneros de TVE y trabaja en la empresa privada, en el sector de la ciberseguridad. El centro de su vida es su familia, especialmente sus hijas: "He sido madre por encima de mis posibilidades", declaró en una entrevista.

Borja y Nacho, los hermanos de Begoña Villacís

El otro hermano de Begoña y Borja es Nacho, Ignacio, quien se ha mantenido alejado de los focos mediáticos desde su niñez. Ignacio Villacís Sánchez se ha dedicado al sector de los autónomos, concretamente a la promoción inmobiliaria.

Borja, el pequeño de los hermanos de Begoña, estuvo vinculado al grupo de radicales del Real Madrid Ultra Sur desde su etapa universitaria. Recientemente asistió al funeral de un miembro de la banda. En septiembre de 2004, con 21 años, fue detenido acusado de agredir a un joven de forma brutal. Tanto él como otros arrestados fueron condenados a seis meses de prisión. Y ahora, en 2024, estaba imputado en una causa por narcotráfico y blanqueo de capitales a gran escala en el Juzgado Central de Instrucción número 5 de la Audiencia Nacional (supuestamente por un robo de cocaína en Valencia). Se desconoce si su muerte guarda relación con estos hechos. Los agentes encargados del caso apuntan a un ajuste de cuentas. Tanto su vehículo como el de los tiradores eran de empresas de alquiler.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud