Famosos

Bañándose juntos en tanga y gayumbos: la pasión playera de Alejandra Rubio y Carlo Costanzia

Alejandra Rubio, que cumplió los 24 el pasado domingo, y Carlo Costanzia, de 31 años, viven un amor tan apasionado que a veces hasta se les olvida que son hijos de dos famosas muy famosas y se dejan llevar por la pasión en público. Tanto es así que, mientras crece la polémica por la detención de los hermanos de Carlo en Italia, han salido a la luz nuevas imágenes de los tortolitos en las que el hijo de Mar Flores, incluso, aparece en gayumbos y ella en tanga.

Las fotografías, publicadas por Diez Minutos, se tomaron el pasado jueves en Málaga, antes de la llegada de Terelu Campos por Semana Santa, las más difícil para ella debido a la muerte de su madre en septiembre. Como se observa en las imágenes, Carlo empezó a quitarse la ropa mientras Alejandra se reía sorprendida. La sobrina de Carmen Borrego, rendida a los encantos de su chico, acabó haciendo lo mismo. Se divirtieron en el agua muy cómplices y se lo pasaron muy bien.

De estas imágenes llama especialmente la atención que Carlo no lleve la pulsera telemática que le acompaña por sus problemas con la Justicia. Hay que recordar que entre semana pernocta en un centro de reinserción social madrileño, hasta donde también le ha acompañado Alejandra alguna vez que otra.

Era algo que surgió y que no tenían ni mucho menos planeado. Tanto es así que como no traían toalla se fueron mojados al coche. Hay que destacar que este romántico episodio ocurrió antes de la bronca que protagonizaron este fin de semana ante la prensa. Una bronca en la que Carlo golpeó la cámara e insultó a una periodista y que Alejandra ha justificado este martes en Así es la vida: "Esta periodista no se comportó con nosotros. Si esto ha pasado es porque hemos vivido una situación desagradable con esta persona. Ella nos provocó mucho. No quiero contar lo que pasó porque es muy feo".

Y ha añadido: "Ella nos provocó. Dijo palabras que no tenía que decir y pinchó donde no tenía que pinchar. Le dije 'Espérate, deja de grabarme y hablamos' y le digo que es la primera vez que me faltan al respeto así, con el móvil en la cara. Yo nunca la había visto antes. Fue una situación desagradable".

Sobre si su madre le ha echado la bronca tras este episodio, Alejandra ha explicado: "Mi madre no me dice lo que tengo que hacer. No opina. Le parece bien como estoy llevando mi vida. Ni me ha echado la bronca ni nada. Cuando pasó esto, la llamé y le dije 'me han puesto nerviosa'".

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud