Famosos

Tamara Falcó desbanca a Isabel Preysler como reina de Villa Meona: así presenta sus nuevos modelitos

Tamara Falcó, a dos meses de su boda con Íñigo Onieva, ha presentado en Villa Meona su nueva colección con Pedro del Hierro. Está ilusionada, feliz, pues le va bien tanto en el amor como en el terreno profesional. La marquesa de Griñón abrió este jueves las puertas de Villa Meona, la mansión de Isabel Preysler, para la presentación de sus nuevos modelitos en colaboración con Pedro del Hierro.

Así las cosas, Tamara y los organizadores se encargaron de colocar los atuendos por el jardín de la casa. Ella es la nueva reina de corazones. Desde hace tiempo supera en expectación e interés mediático a su madre. Los focos, hacia su persona. Cuantas más cámaras y profesionales a su alrededor, mejor para su marca personal. 

En Instagram, presumió orgullosa de su nueva creación: "Qué ilusión de mañana. He tenido un encuentro con todas las cabeceras de moda del país para enseñarles la colección primavera - verano TFP By Tamara Falcó y Pedro del Hierro". La nueva colección ha recibido el nombre de Friends & Family. Muy original. También estuvieron presentes algunos amigos como Samantha Vallejo-Nágera. No es la primera vez que Tamara abre las puertas de Villa Meona a la prensa para sus propios intereses. Su entrevista con Bertín Osborne en 2018 también se grabó en la imponente mansión de catorce baños de Puerta de Hierro. 

Tamara tuvo un jueves intenso. A la presentación de sus nuevos modelos por la mañana se sumó su habitual tertulia en El Hormiguero con Pablo Motos, Cristina Pardo, Nuria Roca y Juan del Val. Allí, la hija de Carlos Falcó habló de su despedida de soltera, celebrada el pasado fin de semana en Portugal.

"Me hicieron el test de compatibilidad con Íñigo y lo hice bastante bien. Menos lo de reconocer las partes de su cuerpo, que siempre me confundía con Antonio, el marido de mi amiga", contó entre risas. La despedida estuvo organizada por sus mejores amigas y también por su inseparable hermana, Ana Boyer. Visitaron la playa y, como fieles devotas, el Santuario de Fátima. No obstante, Tami reconoció también que "hubo momentos de desmadre", y eso que tuvo que cargar con sus muletas por el esguince que sufrió recientemente.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud

Archivado en: