Famosos

Escándalo en TVE: la pública se gasta 30.000 euros a la semana para tener a Jesulín en Masterchef

Jesulín de Ubrique no es muy dado a conceder entrevistas ni aparecer en televisión pero cuando le han hecho ofertas de ésas que no se pueden rechazar, es capaz de cantar más que cuando las fans le tiraban su ropa interior en las plazas.

Ahora el matador pisa menos el albero y recompone su economía con un rosario de exclusivas y participaciones en medios que van desde sus entrevistas pagadas en Hola junto a su mujer hasta sus participaciones en programas como el de Bertín Osborne, con quien repite en los próximos días después de haber concedido al cantante y presentador otra de sus confesiones íntimas allá por 2015.

También está su paso por El Hormiguero de Pablo Motos y otras apariciones estelares. Pero donde de verdad va a hacer caja suficiente como para pasar un verano torero es en MasterChef, donde por fin se ha confirmado la noticia que apuntábamos ya en marzo, cuando adelantábamos que negociaba con Shine Iberia, productora del talent culinario, en aquella noticia donde contamos también que a Toñi Moreno la habían fichado como premio de consolación porque la iban a echar de Plan de Tarde por sus desastres de audiencia después de sacarla de Mediaset. Por cierto que entonces en TVE nos negaron que fueran a cerrar el magacín y mucho más que la presentadora fuera a concursar. Pero la mentira tiene las patas cortas.

Volviendo a Jesulín, decíamos que al marido de María José Campanario le han puesto un pastizal sobre la mesa los de Masterchef, lo cual le viene muy bien porque sus cuentas no están todo lo saneadas que a él le gustaría y va a compensar guisando rabo de toro (o lo que surja) los que no corta tanto como antes. 

Ningún problema porque Mediaset le pague a través de la productora que trabaja con Bertín un dineral por dejarse entrevistar en Telecinco (otra cosa es que Belén Esteban esté humillada por su propia cadena), o que hace algo más de año y medio cobrara lo suyo de Atresmedia en El desafío.

¿30.000 euros de dinero público a la semana?

Pero que la cadena pública se gaste 30.000 euros a la semana en poner a cocinar a Jesús Janeiro es un escándalo. Por mucho que los cheques los firme el director financiero de Shine Iberia. En estos días, el ex de Belén Esteban se va a convertir en una cara recurrente en las diferentes cadenas de televisión y todo por dinero, por mucho dinero. Empieza en Antena 3, donde el día 3 se sentará junto a Pablo Motos y Albert Espinosa para promocionar El camino a casa, el nuevo programa del guionista y director para LaSexta.

En este nuevo formato, que se estrena el 4 de mayo, el presentador acompañará a sus invitados desde la puerta de su colegio hasta su casa. Un recorrido en el que recordarán su más tierna infancia. Y Jesulín es el primer invitado.

Pero ahí no queda la cosa, el marido de la doctora Campanario también ha aceptado sentarse con Bertín Osborne y, por supuesto, no lo hace gratis. Según desliza a Informalia una persona próxima a Jesulín, el torero ha pedido un pastizal que finalmente el equipo de Proamagna ha decidido darle. "Jesús necesita dinero y odia Telecinco porque le han hecho mucho daño. No iba a aceptar volver a esa cadena si no le pagaban muy bien. El dinero ha sido su única motivación. Desconozco la cifra, pero desde luego os aseguro que no es pequeña", nos dicen. Fuentes consultadas por este medio nos apuntan a que el caché "podría alcanzar los 100.000 euros".

El espacio de Bertín está a punto de estrenarse en Telecinco y, de hecho, podría hacerlo la próxima semana en sustitución de El Deluxe, aunque todavía no hay nada definitivo. "Con los problemas que están teniendo de audiencia, ahora estudian mucho las decisiones y todo puede cambiar en el último momento. Además, la próxima semana está la Coronación de Carlos III y eso podría condicionar condicionar la decisión final", nos apuntan.

Lo que está claro es que esta entrevista ya ha levantado ampollas en los pasillos de la cadena de Borja Prado. La primera que ha saltado, como ya hemos contado en este periódico, ha sido su ex, Belén Esteban, que aún está digiriendo la puñalada que le ha dado su casa. "Está que trina y espera que el marido de María José Campanario no hable ni de ella ni de su hija porque sino no se va a callar", nos dicen. Este martes ya ha rajado lo suyo.

Pero este no será el único programa en el que participa el torero. Jesulín también ha dicho sí a ser uno de los concursantes de MasterChef Celebrity de esta nueva edición que comenzará a grabarse en breve. Y aquí Jesulín sí que va a ganar dinero, sobre todo si consigue mantenerse en las cocinas.

El escándalo llega cuando nos aseguran que el torero va a ser "el concursante mejor pagado de la historia del programa". Lo normal es que cada concursante se embolse unos 15.000 euros por emisión. Unos más, otros menos, "depende del interés para la audiencia que pueda tener cada participante. Por ejemplo, lo de Tamara Falcó supuso un pelotazo y ya os digo que ella cobró mucho más que el resto de compañeros por programa", nos explican. Ahora, lo que nos indican es que "Jesulín cobrará más de 30.000 euros por programa".

Como ya hemos contado, él no va a la televisión por cualquier precio. Él sabe que va a ser la estrella de esta edición, que su presencia en el programa va a generar audiencia y, como ya hizo en El desafío, ha aceptado la propuesta porque se va a embolsar un gran cantidad de dinero. Esto supondrá que en un mes ganará entre 120.000 y 150.000 euros.

Según el portal de transparencia de RTVE, el presupuesto que tiene el programa para pagar a los concursantes es de 1,50 millones de euros, una cifra que se ha ido ampliando paulatinamente desde los 468.000 euros con los que contó para su primera edición en 2016. Masterchef Celebrity es uno de los programas con más audiencia de la temporada. 

La dedicación mientras se graba el programa es casi plena para los esforzados concursantes. Antes de arrancar tienen que dar clases y muchos de ellos se pasan horas y horas metidos en las cocinas de algún chef reputado para aprender técnicas de cocina profesionales. Además, luego son muchas horas de grabación y muchos viajes por España que les apartan de sus familias y su día a día.

No hace mucho tiempo que Jesulín renegó de la caja tonta pero las cuentas las tiene que cuadrar ahora volviendo a ser un guiñol. Eso sí, muy bien pagado. El problema es que ahora la fortuna que que se saca sale, de un modo u otro, del dinero de todos los españoles porque el paganini se llama RTVE, lo cuenten como lo cuenten.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud