Famosos

Las palabras de la presunta víctima de Dani Alves a través de su abogada: "Quiero la cárcel, quiero justicia"

Hace unos días, la supuesta víctima de Dani Alves rechazó su derecho a pedir una indemnización: "Tengo la suerte de tener buenas condiciones de vida, y no quiero una indemnización, quiero la cárcel", le confesó a su abogada, Ester García López, tal y como esta ha desvelado este jueves. Lamentablemente, existen mujeres afectadas que rechazan cantidades de este tipo por miedo a no ser creídas por la sociedad.

Lea tambiénJoana Sanz le da 'portazo' a Dani Alves: ya ha borrado sus fotos con él

La letrada ha dado más detalles sobre la joven de 23 años en Ya es mediodía: "Está recibiendo apoyo psicológico a través de una entidad pública, con tratamiento encaminado a evitar cualquier tipo de enfermedad infectocontagiosa porque no se utilizó preservativo. Y tratamiento farmacológico para poder dormir". 

Sobre su renuncia a la posible indemnización, García López ha detallado: "Me miró y me dijo: 'Ester, tengo la suerte de tener buenas condiciones de vida, y no quiero una indemnización, quiero la cárcel'. Le dije: 'Lo sé, pero tiene derecho a una indemnización'. Y ella insistió: 'Yo no quiero dinero, quiero justicia'". 

Por otro lado, la defensa de la joven ha explicado que no consumió excesivas cantidades de alcohol durante la noche de la presunta agresión, lo que favorece al desarrollo del caso por los posibles lapsus de memoria que pudiera arrastrar. La supuesta víctima lo recuerda todo con detalle, incluso describió ante las autoridades un abdomen del ex lateral.

"Por suerte, mi cliente prácticamente no había bebido, y esto es importante, porque en los casos de sumisión química - cuando se mezclan alcohol y medicación - pueden existir grandes lapsus de memoria. En este caso no fue así, y ayudó que la declaración fuera persistente", ha señalado la letrada.  

Por último, ha explicado que respetará la decisión de su cliente, que por el momento se mantiene firme a la hora de buscar justicia: "Si ella no quiere un trato, no hay trato. Mi temor es que empiecen a presionar desde los medios para que llegue un momento en el que diga 'No aguanto más'. Por eso me preocupa este exceso de información filtrada", ha sentenciado.

El jugador brasileño regresó la semana pasada de México, donde jugaba con los Pumas, para acompañar a su mujer, Joana Sanz, en uno de los momentos más difíciles de su vida, la muerte de su madre. El pasado viernes prestó declaración e inmediatamente después ingresó en prisión sin fianza. Días después, Alves se hizo con los servicios del reputado abogado catalán Cristóbal Martell, que ha trabajado para Leo Messi o la familia Pujol, entre otros. Las versiones coincidentes de la supuesta víctima, la de los testigos y otras pruebas, como las imágenes de las cámaras de seguridad o las muestras biológicas obtenidas en el baño de la discoteca donde ocurrieron los hechos, pueden jugar en su contra.

Lea también - La defensa de Dani Alves se aferra a una contradicción de la presunta víctima: presentan recurso este jueves

No obstante, este jueves, la defensa de Alves presenta un recurso ante la Audiencia Provincial de Barcelona para intentar lograr la libertad provisional de su cliente. Su abogado elabora una estrategia en base a una contradicción de la supuesta víctima, que aseguró en el hospital que el futbolista la había besado, pero rectificó en sede judicial.

Alves permanece interno en la prisión Brians 2, de Barcelona, un recinto al que fue trasladado tres días después de su ingreso en Brians 1 y en el que comparte jornadas con otros 80 presos. Su defensa solicitará la libertad condicional ofreciendo la retirada de pasaporte, pulsera telemática y una considerable cantidad de dinero como fianza y argumentando que se ha reducido considerablemente el riesgo de fuga al haberse rescindido su contrato laboral con el Pumas de México.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud