Casas Reales

Felipe VI torea las polémicas y preside la corrida de la Prensa en La Ventas junto a Fran Rivera

La plaza de toros madrileña se ha convertido en el epicentro de la fiesta nacional con motivo de la Feria de San Isidro. Este miércoles, además, celebraban uno de los días más especiales del programa: la tradicional corrida de La Prensa. Lo han hecho con un espectador de excepción: el rey Felipe VI, que si bien no se prodiga demasiado en el mundillo, suele tener algún gesto en esta época. Con traje gris y una enorme sonrisa, el monarca ha llegado a Las Ventas y ha sido recibido por las autoridades encargadas de acompañarle en la jornada: de Isabel Díaz Ayuso y Martínez Almeida al torero Fran Rivera, que ha ocupado el palco de autoridades como invitado especial y asesor taurino.

El hijo de Paquirri ha hecho gala de sus extensos conocimientos en el mundo de la tauromaquia para ofrecerle al rey una experiencia completa pero también ha sacado a relucir su conocido sentido del humor, con el que ha hecho las delicias del monarca. El rey, que ha sido vitoreado y aplaudido a su llegada al palco, ha disfrutado mucho de su compañía y ha dejado ver su faceta más despreocupada y divertida, riendo a carcajadas. Les acompañaban, también, el ministro Luis Planas y la periodista María Rey, presidenta de la APM.

En cartel, Paco Ureña y Borja Jiménez, que le han brindado sus toros al rey: "Que defienda a España como lo necesitamos", ha dicho el primero. "Va por usted y por la Monarquía y por España", ha celebrado el segundo. Entre los asistentes, Juan del Val y Ortega Cano.

La presencia del rey en los toros no es habitual (la de Letizia, salvo un par de excepciones siendo aún princesa, es inexistente) pero se afana por tener detalles con los empresarios del mundillo. Desde su proclamación, en 2014, don Felipe ha acudido en ocho ocasiones a Las Ventas para disfrutar de una tarde taurina y ha sido recibido con vítores y aplausos por los más de 20.000 aficionados que acoge la plaza. Él no ha heredado la pasión de su padre por la fiesta nacional, una afición que sí transmitió a doña Elena y esta, a su vez, a sus hijos, Froilán y Victoria Federica. Precisamente la infanta será la encargada de presidir la corrida de la Beneficencia el próximo día 9 en ausencia de su hermano, que no puede asistir por problemas de agenda.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud