Status

Tres nudos de corbata con los que acertar siempre

  • El nudo Four-in-hand, para cuellos de camisa cerrados tipo americano
  • El nudo doble sirve es el más formal y sirve para todo tipo de cuellos
  • Nudo medio Windsor, para cuellos de camisa abiertos como el Cutaway
Madrid

El 18 de octubre se celebró el Día Internacional de la Corbata, un accesorio extendido por el mundo, pero del que pocos saben que nació en la actual Croacia: su ejército llevaba anudado al cuello, como parte del uniforme, una especie de pañuelo negro con un nudo hacia la mitad.

Numerosos soldados croatas acudieron a París en 1635 para apoyar al rey Luis XIII. Los franceses rápidamente adoptaron esta prenda y la convirtieron en un elemento cotidiano, siendo aprobado por Luis XIV su uso oficial en la corte en 1650.

Desde estos inicios, la corbata está asociada a elegancia y su protagonismo en la moda masculina se mantiene a lo largo de los años, evolucionando hacia multitud de tejidos, anchos y estampados. La forma de anudarla, aunque no tan variada, es lo suficientemente amplia como para permitir al portador conseguir un toque diferente, además de más de un quebradero de cabeza.

Precisamente para simplificar las posibilidades y acertar con el estilismo, Jonathan Vierne, director general de Sastrería Alfonso Hernández, casa fundada en 1948 y especializada en trajes artesanales a medida y de la mejor calidad, señala que hay tres nudos sencillos de realizar y con los que se puede acertar en la mayoría de los looks. "Usando los diferentes anudados, podemos conseguir resultados diferentes sin necesidad de tener un gran número de corbatas. Con algunos modelos en dos tejidos, como seda o punto, tres anchos diferentes, algún modelo liso y algún otro con un estampado algo más divertido, podremos crear un fondo de armario lo suficientemente versátil como para combinar durante años con nuestros trajes preferidos" añade Jonathan.

Nudo Four-in-hand

El traje de rayas verticales es una de las propuestas para el hombre de este otoño/invierno, según Alexander McQueen, Maison Margiela o Versace. Jonathan propone restarle formalidad usando una corbata estrecha con un nudo simple, llamado también four-in-hand. Este nudo asimétrico y alargado, se hace con una vuelta y también es muy adecuado para corbatas de punto y con cuellos de camisa cerrados tipo americano.

Nudo doble

También para esta temporada llegan con fuerza de la mano de Giorgio Armani, Ralph Lauren o Hermès los trajes abotonados y con chaleco, con chaquetas de solapa cerrada o doble botonadura. Con este tres-piezas es interesante utilizar el nudo doble, también asimétrico pero formado por dos vueltas, lo que le aporta más grosor. Este nudo es más formal que el nudo simple, pero al ser asimétrico, aporta un toque juvenil al look. Otra gran ventaja es que puede utilizarse en todo de cuellos de camisa, desde abiertos, como el cutaway, hasta el americano más cerrado.

Nudo medio Windsor

Los hombros XXL es otra de las novedades vistas en diseñadores como Calvin Klein o Armani para en esta temporada, con trajes que recuerdan a los brokers americanos de los años 80. Este estilismo es algo más formal, Jonathan recomienda utilizar el nudo de corbata medio Windsor, similar al Windsor, pero con un paso menos en su ejecución, por lo que es menos cónico. Este nudo resulta muy apropiado para corbatas de ancho estándar o un poco más estrecho y con cuellos de camisas abiertos como el cutaway.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0