Status

Desde 'Star Trek' hasta 'Wall Street 2': películas inolvidables rodadas en Dubái

  • Un recorrido por las grandes producciones que han tenido como plató...
  • ...los fascinantes países naturales y arquitectónicos del emirato
Madrid

El cine se ha convertido en la mejor invitación a recorrer el mundo. Escenas icónicas de películas que permanecen en la memoria han tenido como telón de fondo rincones majestuosos de la mismísima Dubái. ¿Cómo olvidar a Tom Cruise trepando por un rascacielos en Misión Imposible: Protocolo Fantasma o la espectacular base estelar Yorktown de Star Trek? Esta ciudad ocupa un lugar muy especial en el séptimo arte, gracias a su variedad de atracciones emocionantes, sus emblemáticos edificios y sus desiertos deslumbrantes.

Dubái reabrió sus puertas al turismo el 7 de julio de 2020 y, al mismo tiempo, reanudó sus actividades con productoras locales y extranjeras. Su diversidad paisajística, con espectaculares enclaves urbanos, de playa, su icónico desierto e impresionantes montañas, además de su majestuosa infraestructura y tecnología de vanguardia, convierten a esta ciudad en un lugar ideal para crear y producir grandes historias.

Todo esto ha hecho que Dubái sea, hoy en día, una estrella de la gran pantalla, aportando un plató de cine donde se han dado cita grandes estrellas para contarnos inolvidables historias. En el mes de los Óscar, hacemos un recorrido por las películas en las que esta extraordinaria ciudad ha tenido un papel protagonista.

Burj Khalifa

Misión Imposible – Protocolo fantasma (2011)

No se puede hablar de grandes producciones rodadas en Dubái sin mencionar la cuarta película de la saga de Misión Imposible: Protocolo fantasma. Unos de los momentos de tensión extrema más recordado de la cinta (por no decir que de toda la franquicia) es cuando el agente Ethan Hunt, encarnado por un majestuoso Tom Cruise, trepando por el edificio más alto del mundo: el Burj Khalifa, dejando ver unas impresionantes vistas de la ciudad. Sólo esta escena requirió de 400 personas y 23 días de grabación con un resultado final que deja a cualquiera boquiabierto. La película también tiene algunas tomas de otros lugares populares de Dubái, como Palm Jumeirah, Armani Hotel y Zabeel Saray.

Desierto de Dubái

Syriana (2005)

Este gran éxito de taquilla, ganadora de un Oscar y protagonizada por Matt Damon y George Clooney, es uno de esos thrillers geopolíticos que han marcado un antes y un después en el cine. El director y guionista Stephen Gaghan buscaba un escenario auténtico para desarrollar el intenso drama sobre la política del petróleo y sus influencias en las personas, y desde un comienzo no dudó en que ese enclave tenía que ser Dubái. Los kilómetros de arena pura e inalterada de su desierto sirvieron de telón de fondo en los intensos diálogos de los protagonistas, a la vez que sumergen al espectador en un viaje por la inconmensurable naturaleza dubaití.

Jumeirah

Star Trek – Más allá (2016)

La perspectiva futurista que siempre ha caracterizado a una ciudad tan moderna como Dubái, se puede ver plasmada en Star Trek – Más allá, la entrega más reciente de la famosa saga interestelar, que causó una gran sensación entre los fanáticos. La ciudad aparece como una base estelar conocida como YorkTown, la cual fue hallada por la tripulación de la nave espacial Enterprise. Jeffrey Chernov, productor de la película, aseguró que para este momento tan importante estaban buscando el futuro y lo encontraron en Dubái, concretamente en sus zonas con impresionantes rascacielos, como el centro de la ciudad y el espectacular Jumeirah Lake Towers. Es como estar en otro planeta viviendo fascinantes aventuras.

Wall Street 2: el dinero nunca duerme (2010)

Michael Douglas repite su papel de Gordon Gekko en la segunda parte de la secuela de la épica Wall Street, recibiendo una nominación al Globo de Oro como mejor actor de reparto. Una historia sobre dinero, ambición y codicia, que tiene que ver con el lujo y el atractivo de las inversiones de alto riesgo… La ciudad tuvo el honor de ser el escenario de las secuencias de lujo de la aclamada película.

Bollywood

Dubái, el gran plató del cine internacional

La majestuosidad y diversidad que ofrece Dubái han sido captadas en otras obras del séptimo arte, pero no sólo las hollywoodenses, sino también de factorías de cine en todo el mundo. Un ejemplo de ello es la famosa producción nigeriana The Wedding Party 2: Destination Dubai, donde las risas se funden en la majestuosidad de las calles de esta emblemática y multicultural ciudad.

En los últimos años, Dubái ha adquirido una especial importancia para los creadores del gran imperio de Bollywood, sirviendo de plató para grandes producciones. Tanto así, que nos es de sorprender que esta ciudad albergue el Bollywood Parks, un original parque temático familiar, con una estética inspirada íntegramente en las míticas escenas que nos ha regalado Bollywood en su historia.

Entre las cintas más destacadas que se han rodado en esta ciudad se encuentra el musical Feliz año Nuevo (2014), rodada alrededor del Palm Jumeirah y sus lujosos hoteles. Otra de las cintas es Dabangg (2010), una película de acción y una de las más rentables de las producidas ese año por el cine hindi. La historia motivó, incluso, un espectáculo que años más tarde fue llevado a Dubái con gran éxito.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.