Status

Los secretos de Finlandia para ser el país más feliz del mundo por cuarto año consecutivo

  • Esta es la primera vez que un país logra la hazaña de liderar varios años este ranking de las Naciones Unidas
Madrid

Los finlandeses han sido conocidos desde hace décadas por tener uno de los mejores estilos de vida, lo que les ha llevado a ser elegidos como el país más feliz del mundo cuatro años consecutivos: 2018, 2019, 2020 y este 2021 lo han hecho otra vez, liderando el ranking del World Happiness Report, publicado por la Red de Soluciones para el Desarrollo Sostenible, una iniciativa global de las Naciones Unidas, siendo la primera vez que un país logra esta hazaña.

"La felicidad finlandesa no es superficial y visible de manera inmediata, está profundamente arraigada en nuestro ser. La felicidad sostenible es nuestro superpoder y significa que tendemos a asumir la vida tal y como se nos presenta, un rasgo que nos está ayudando a superar estos tiempos difíciles. Apreciamos las pequeñas cosas de nuestra vida cotidiana, como sentarnos tranquilamente en un banco y contemplar un lago después de una relajante sesión de sauna o tomar un baño matutino en el mar antes de comenzar la jornada laboral", ha explicado Heli Jimenez, Director Sénior de Marketing Internacional en Business Finland.

¿Cuál es el secreto?

La felicidad finlandesa puede atribuirse a varios factores, uno de ellos, y el más popular entre los habitantes de este país, es la conexión con la naturaleza y sus actividades al aire libre, ya que tienen la suerte de que más del 90% de su territorio está cubierto de bosques o reservas de agua.

Ante esta nueva celebración como punteros en el raking mundial, Visit Finland quiere compartir con el resto del mundo unos sencillos consejos sobre cómo llevar una vida más plena y potenciar al máximo las hormonas de la felicidad en nuestro próximo viaje a Finlandia:

Reconectar con la madre naturaleza

El 75% del territorio finlandés está cubierto de bosques, por lo que la naturaleza desempeña un papel importante en el estilo de vida de sus habitantes. Aquí podemos encontrar 40 parques nacionales y, gracias al Everymans's Rights (derechos de acceso público), cualquier persona que viva o visite el país tiene libertad para pasear por la naturaleza y disfrutar de las actividades al aire libre, independientemente de quién sea el propietario u ocupe la zona. Durante el verano, Finlandia es perfecta para nadar, hacer senderismo, montar en bicicleta y acampar. Mientras que en invierno, los visitantes pueden probar el esquí de fondo e, incluso, la nueva tendencia de correr con calcetines de lana sobre la nieve.

A los finlandeses les encanta escapar de las ajetreadas ciudades y rodearse de la naturaleza para relajarse. Se ha demostrado científicamente que pasar sólo 15 minutos entre los árboles puede reducir la sensación de estrés ¿Ya tienes un refugio donde librarte del estrés?

Buscar alimentos para levantar el ánimo

En verano y otoño, Finlandia es el lugar perfecto para explorar los bosques y las aguas cercanas en busca de alimentos frescos. Esto incluye bayas, setas, hierbas silvestres y verduras. Además, la pesca es una actividad popular durante todo el año. Esto ha dado pie a un floreciente panorama de restaurantes finlandeses y el uso de ingredientes frescos y sabores deliciosos, que están situando a Finlandia en el mapa gastronómico.

Recorrer los bosques y los campos en busca de alimentos puede parecer una actividad muy simple, pero se ha demostrado que esta exploración puede ser pacífica, gratificante, educativa y divertida. También puede ser terapéutico, ayudando a las personas a reducir la ansiedad y apreciar el mundo natural que les rodea.

Aprovechar los poderes curativos del agua

Finlandia es el país de los 188.000 hermosos lagos. Para los viajeros activos, no hay mejor manera de explorar la belleza y la serenidad del paisaje finlandés que remando por los lagos en canoa o kayak. Algunas de las actividades fascinantes son explorar el lago Oulujärvi en barco de vapor o desde la orilla a lomos de un caballo islandés; viajar al corazón de Finlandia para conocer el lago Saimaa, hogar de la foca anillada de Saimaa, una de las focas más raras y amenazadas del mundo.

Además, el insólito (y muy terapéutico) pasatiempo nacional finlandés de sumergirse en agua helada después de una sauna o de nadar en el hielo es conocido por revitalizar el cuerpo y recargarlo de energía, lo que aporta una sensación de felicidad y de bienestar general.

Las serotoninas de la sauna

¿Sabías que la única palabra finlandesa que se ha incorporado a la lengua inglesa cotidiana es "sauna"? Finlandia cuenta con 3 millones de saunas, siendo un ritual que arraigado en su cultura desde hace miles de años. La sauna es una forma de vida finlandesa muy valorada que reúne y conecta a amigos y familiares de todas las generaciones. Además, ha sido sido declarada recientemente por la UNESCO como Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad, siendo el primer aspecto de la cultura finlandesa que entra en la prestigiosa lista.

Los finlandeses confían en los beneficios que tienen las saunas para la mente y su efecto como estimulante de la felicidad. También es considerado un espacio de meditación y un lugar para desconectar del mundo exterior. La mejor parte de la experiencia de la sauna es lo que los finlandeses llaman la "felicidad post-sauna", la estimulante sensación de haber limpiado la mente y el cuerpo.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.