Status

Phoebe Hui, seleccionada por la comisaria invitada Ying Kwok para la quinta Audemars Piguet Art Commission en Hong Kong

  • La instalación a gran escala se titula The Moon is Leaving Us
  • Se presentará en el Centre for Heritage and Arts de Hong Kong, el 23 de abril
  • La primera Audemars Piguet Art Commission en Asia
Audemars Piguet Art Commission 2021 Phoebe Hui
Madrid

Audemars Piguet Contemporary anuncia que la artista multidisciplinaria Phoebe Hui, residente en Hong Kong, ha sido seleccionada para la quinta Audemars Piguet Art Commission en colaboración con la comisaria independiente Ying Kwok, afincada igualmente en Hong Kong y encargada del Pabellón de Hong Kong en la 57.ª Bienal de Venecia de 2017. La instalación a gran escala titulada The Moon is Leaving Us es el resultado de observaciones históricas y contemporáneas de la Luna y pretende llamar la atención sobre la importancia crucial de la representación visual en la ciencia y nuestra comprensión del Universo. Se presentará en Tai Kwun, Centre for Heritage and Arts de Hong Kong, el 23 de abril de 2021 y estará disponible por un período de cuatro semanas que comprende la celebración de la feria Art Basel Hong Kong (19-23 de mayo de este mismo año). Se trata de la primera Audemars Piguet Art Commission en Asia.

Investigadora y creadora a partes iguales, Phoebe Hui es conocida por sus obras de arte provocadoras que combinan una temática elaborada, una propuesta artística intrincada y una artesanía tradicional. La propuesta de Hui consiste en deconstruir, descifrar y visualizar inventos científicos, innovaciones y tecnologías para sacar a relucir su belleza oculta y permitir al público entender mejor su complejidad. Inspirado en la vida cotidiana y a menudo imbuido de humor, el lenguaje artístico de Hui resalta los vínculos inextricables entre representación artística, ciencia y tecnología.

The Moon is Leaving Us interpretará poéticamente el hecho científico de que la Luna se desplaza lentamente alejándose de la Tierra y planteará preguntas acerca de la naturaleza y las formas de visión de la humanidad en torno a ella. La obra brindará una plataforma para que los visitantes investiguen las fuerzas cósmicas e innatas que conectan lo personal y lo planetario, propiciando alejarse de la comprensión personal y limitada del universo para adentrarse en nuevas perspectivas de la mano del arte contemporáneo.

Para Hui, la Luna simboliza la unión y al mismo tiempo amplifica la desconexión física, una teoría que adquiere mayor relevancia hoy en día. Su interés por la Luna se remonta a su infancia, cuando descubrió el legendario poema de Su Dongpo, Preludio a la melodía del agua. El protagonista del poema contempla la Luna mientras piensa en su hermano, del que está separado. Esta imagen se quedó grabada en Hui, acostumbrada a vivir lejos de sus amigos y familiares durante sus estudios en el extranjero, y su apego a la Luna fue desarrollándose hasta engendrar la idea de que uno puede sentirse cerca de sus seres queridos observando el cuerpo celeste.

"Este encargo es el sueño de todo artista y ha llevado mi creación a un nuevo nivel. El respaldo de  Audemars Piguet Contemporary me ha animado a reflexionar sobre la esencia de mi obra y me ha brindado una oportunidad de interacción más allá de mi red. Conocer a ingenieros y científicos ha aportado al proyecto una serie de perspectivas totalmente nuevas. Sin esa mirada, esta obra nunca habría sido posible." Phoebe Hui, artista contemporánea 

El interés por la Luna se reavivó en la artista durante una visita en 2018 a los remotos parajes de La Vallée de Joux, el hogar de Audemars Piguet, cuando se encontró en un oscuro camino iluminado por la Luna. El resplandor singular de la Luna en esta parte del mundo, a menudo como única fuente de iluminación nocturna, y el intenso contraste de esta experiencia con la vida cotidiana en la luminosa metrópoli de Hong Kong, sentaron las bases de la temática del quinto Comité Artístico de Audemars Piguet.

En el proceso de investigación, Hui se entrevistó con un antiguo astronauta que comentaba cómo, pese a los muchos avances científicos de los últimos siglos, desde la Tierra solo vemos una parte de la Luna. Hui también descubrió que las representaciones de la Luna son subjetivas y pueden depender de los instrumentos empleados, la elección de los datos o incluso la preferencia personal de los científicos. Esta idea fascinó a la artista, que en este nuevo trabajo se interroga sobre la mutabilidad del mundo: qué consideramos un hecho en relación con la naturaleza, frente a un mundo invisible u oculto a la vista.

La Audemars Piguet Art Commission es un concurso bienal patrocinado por Audemars Piguet Contemporary, una división dentro de la Manufactura de Haute Horlogerie suiza. Con cada Art Commission, se selecciona a un artista que aún no goza de reconocimiento internacional para el desarrollo, junto con la orientación de un comisario independiente de renombre, de una pieza artística a gran escala que amplifique su obra a una nueva dimensión en su carrera. El artista seleccionado tiene la oportunidad de trabajar codo con codo tanto con el comisario independiente, y experto en su región, como con el equipo de Audemars Piguet Contemporary, que acompaña y respalda al dúo desde la concepción de la creación, hasta su desarrollo y exposición.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin