Status

Loewe aumenta un 21,5% su valor de marca mientras que las marcas de lujo pierden 30.000 millones por el Covid

  • Única española en el 'ranking' de las 50 marcas de lujo más valiosas
  • Porsche conserva el título de la marca de lujo y premium más valiosa
  • Por su parte, Ferrari se proclama como la marca más fuerte del mundo.
Galleria Vittorio Emanuele II (Milán, Italia). Foto: Dreamstime
Madrid

El nuevo informe Luxury & Premium 50 2020 de la consultora Brand Finance, que elabora un ranking con las 50 marcas de lujo más valiosas y fuertes del mundo, recoge que las compañías presentes podrían perder hasta 30.000 millones de euros en valor de marca como resultado de la pandemia Covid-19. Una cifra que se eleva al billón de euros cuando la consultora engloba a las 500 marcas más valiosas y que tiene especial impronta en las firmas de ropa. Sin embargo, la marca Loewe, la única del informe, aumenta un 21,5% su valor.

El listado de marcas más valiosas (izq) y las más fuertes (drch)

Loewe alcanza el puesto 32 del 'ranking'

En un sector altamente impactado por la pandemia no solo por la caída del consumo sino por las restricciones de movilidad internacional, Loewe ha logrado superar y aumentar los dos indicadores principales de marca: su valor y fortaleza de marca. Su valor de marca ha aumentado un 21,5% respecto a 2019 lo que hace que suba 4 puestos en el ranking colocándose en el puesto 32 de entre las 50 marcas más valiosas a nivel mundial superando a marcas de la talla de Valentino, Salvatore Ferragamo, Versace o Dolce and Gabana en el sector textil. 

Estos buenos datos responden al buen año de la compañía, que está creciendo en ventas en España. En 2019, la firma de lujo, propiedad del conglomerado francés LVMH y que gestiona su actividad comercial en el mercado español mediante la sociedad Loewe Hermanos, presentó unos resultados espectaculares en España que le han permitido enfrentarse a la crisis del Covid-19 con holgura.

Porsche revoluciona el segmento del lujo en automoción creando el primer vehículo eléctrico

Porsche ha conservado el título de la marca de lujo y premium más valiosa del mundo con un aumento del valor de la marca del 15,6% hasta los 30,6 mil millones de euros. Lo cierto, la automovilística alemana  se ha consolidado como el epítome del lujo y se ha convertido en un pionero en materia de sostenibilidad a través de la introducción de su primer vehículo eléctrico, el Taycan.

Givenchy experimenta un crecimiento del 74,2%

Givenchy es la marca que más crece en el ranking de este año. Su valor de marca creció un impresionante 74,2% y ahora está valorada en 1,986 millones de euros, saltando simultáneamente 11 puntos en el ranking del 37 al 26. El sólido desempeño y crecimiento de Givenchy, particularmente en su división de maquillaje y de su perfume L'Interdit, contribuyó al sólido desempeño financiero de su empresa matriz LVMH durante el pasado año. Givenchy ha seguido centrándose en seguir desarrollando su plataforma de comercio electrónico omnicanal, la Maison Givenchy, lanzada en 2017 coincidiendo con el primer espectáculo de la ex directora artística Clare Waight Keller, la primera directora artística de la marca.

Ferrari sigue liderando su propia liga

Ferrari ha mantenido su posición como la marca de lujo y premium más fuerte del mundo con una puntuación de 94,1 sobre 100 en el Brand Strength Index (BSI) y la correspondiente calificación de fuerza de marca AAA + de élite. Junto a la previsión de ingresos, la fortaleza de la marca es un motor crucial del valor de la marca. A medida que la fortaleza de marca de Ferrari mantuvo su calificación, el valor de su marca creció, mejorando un 8,7% respecto a 2019, valorada ya en 9.0 mil millones de euros.

Ferrari anunció cinco nuevos modelos en 2019, en ellos el SF90 Stradale y el Ferrari Roma, ambos dirigidos a nuevos segmentos de mercado. La compañía también estableció un acuerdo de fabricación con el Grupo Giorgio Armani para ayudar a impulsar las colecciones Ferrari en un espacio más premium.

Durante años, Ferrari ha utilizado su marca en productos fuera del sector del automóvil que han ayudado a la visibilidad y el reconocimiento de la marca así como a diversificar los flujos de ingresos, pero ahora está dando un giro de estrategia y está tomando medidas para preservar la exclusividad de la marca. 

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.