Status

El coronavirus y el cambio climático hacen fracasar el resort de lujo de Kim Jong Un

  • Masikryong es la primera estación de esquí que impulso el líder coreano
  • La ex estrella de la NBA Dennis Rodman fue uno de sus visitantes
  • Kim se ha dado de bruces con el coronavirus y el cambio climático
Kim Jong Un. Foto: Reuters.
Madrid

El líder norcoreano ha hecho del turismo una pieza central de su visión económica desde que tomó el poder hace casi una década, construyendo estaciones de esquí para atraer a los entusiastas de los deportes de invierno y las divisas. Sin embargo, con la propagación del coronavirus en China, Kim ha cerrado la frontera, cortando el mayor flujo de turistas. Además, el país asiático está siendo víctima de los cambios en los patrones climáticos del Ártico que calientan los inviernos y reducen los niveles de nieve en las laderas más bajas.

Corea del Norte, un país montañoso aproximadamente en la misma latitud que Colorado, informó este mes que las temperaturas más altas de lo normal están causando "fenómenos climáticos anormales". Lo cierto, la oficina meteorológica de Corea del Sur ha asegurado que las temperaturas medias de su vecino del norte probablemente aumentarán un 15% para 2040.

"Corea del Norte enfrentará los mismos desafíos que plantea el calentamiento global", dijo Kong Woo-seok, profesor de geografía en la Universidad Kyung Hee de Seúl. "La pregunta radica en si cada país tiene la infraestructura y el sistema social para hacer frente a estos cambios. En este sentido, Corea del Norte podría ser más vulnerable que otros".

La primera estación de esquí de Kim

Resort de lujo Masikryong. Foto: Bloomberg.

El líder norcoreano construyó su primera estación de esquí en un valle oriental llamado Masikryong en 2013, dos años después de tomar el poder, y ha visitado la zona con frecuencia. De hecho, planea extender el proyecto a un cinturón turístico de 418 kilómetros que costaría casi 8.000 millones de dólares en los próximos cinco años.

Masikryong, con solo 17 kilómetros de pendientes, tiene una elevación superior de 1.363 metros, situándose a la misma altura que algunas de las laderas más bajas de Europa, y más de 2.000 metros debajo de la cima de Aspen en Colorado.

El complejo fue el centro de atención en 2014 cuando la nación lanzó una foto de Kim subiendo la montaña en un telesilla. Y desde entonces, los huéspedes del complejo han incluido a la ex estrella de la NBA Dennis Rodman y al luchador profesional japonés convertido en legislador Antonio Inoki. También, el año pasado, un grupo de esquiadores de Corea del Sur fue a entrenar antes de los Juegos Olímpicos de Invierno de Pyeongchang, como parte de los esfuerzos de reconciliación.

Otras pistas de esquí

Masikryong no es la única estación de esquí de Corea del Norte. Cerca de la ciudad de Samjiyon, en la frontera con China, las autoridades del país esperan terminar de reconstruir otro complejo para fines de este año. Y en Yangdok, una ciudad nevada a 60 kilómetros al noreste de la capital, Pyongyang, Kim asistió a una ceremonia de inauguración en diciembre para conmemorar la finalización de una tercera instalación, con aguas termales y una pista de carreras de caballos.

El turismo de lujo, objetivo de Kim

El entusiasmo de Kim por los resorts de lujo no se trata solo de propaganda. El creciente número de turistas de todo el mundo que buscan nuevas aventuras, y el rápido aumento de los viajeros internacionales de la vecina China presentan una valiosa fuente potencial de reservas extranjeras.

Resort de lujo Masikryong

Un viaje de siete noches que incluye visa, vuelos de regreso desde Beijing en Air Koryo y alojamiento en Pyongyang y Masikryong cuesta desde 1,495 euros, según la compañía de viajes Uri Tours Inc.

Unos 200,000 turistas chinos visitaron Corea del Norte en 2018, dijo un funcionario de turismo de Corea del Norte a la agencia de noticias china Xinhua. Esa cantidad de visitantes chinos gastaría un total de 152 millones de dolares de media a nivel mundial, según cálculos basados en datos de Nielsen. Su contribución sería una parte considerable de los 240 millones de dólares que la nación ganó en exportaciones. Si bien ese número puede disminuir este año debido al brote de coronavirus, el potencial económico sigue siendo grande, e incluso aumenta la posibilidad de que los visitantes surcoreanos aumenten.

Además, el mes pasado, el presidente Moon Jae-in dijo que Corea del Sur podría reiniciar el turismo a Corea del Norte, ya que prometió ayudar a aliviar el enfrentamiento entre Kim y el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, después de su fallida cumbre en Hanoi el año pasado. Corea del Norte atrajo a más de 2 millones de turistas surcoreanos antes de que finalizara el proyecto transfronterizo en 2008, cuando una mujer que visitaba un centro turístico de montaña de Corea del Norte recibió un disparo mortal después de deambular cerca de una instalación militar.

comentariosforum1WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin

forum Comentarios 1

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

Financiero
A Favor
En Contra

Por que ponéis esos titulares? Porque vosotros mismo sabéis que la gente no lee vuestras noticias?

Lo de cambio climático es ya el típico argumento cuando no hay argumentos y lo del coronavirus algo que impactará en el corto plazo.

La estación ha sido un éxito, está atrayendo turistas, es más, si hubiera fracasado, como lo dice vuestro titular, no creéis que no estarían construyendo una segunda estación?

En fin... Rigor y objetividad es algo que ha quedado extinto en el periodismo actual...

Puntuación 1
#1