Política

Permitir 11 grupos en el Congreso aumentaría en 1,27 millones las subvenciones anuales

  • El Congreso transfiere a cada grupo 29.026,24 euros al mes
Congreso. Foto: Efe

La Mesa del Congreso ha rechazado este viernes la propuesta de que 11 grupos parlamentarios convivan en esta recién estrenada XIV legislatura. De haberlo hecho, se habría marcado un récord en la reciente historia democrática que implicaría un incremento de al menos 1,27 millones de euros al año las subvenciones que otorga la Cámara.

La llegada de Podemos y Ciudadanos tras las elecciones de diciembre de 2015 y después la irrupción de Vox tras los comicios del pasado 28 de abril ya revolucionaron el mapa habitual de seis o siete grupos parlamentarios (PP, PSOE, Izquierda Unida y entre dos y cuatro nacionalistas) que venía sucediéndose en las últimas décadas en el Congreso.

Pero, tras los comicios del pasado 10 de noviembre, el panorama se ha complicado aún más: se ha creado un nuevo grupo, el de EH Bildu, que por primera vez logra cumplir los requisitos para ello, y el Mixto se ha disparado hasta los 21 diputados de 11 partidos distintos, lo que ha impulsado las maniobras para tratar de formar nuevas agrupaciones parlamentarias.

Los letrados del Congreso no avalaron ninguna de las fórmulas para trocear el grupo Mixto y así lo ha ratificado el Congreso. 

Si se hubieran autorizado los dos nuevos grupos, España Plural y grupo Múltiple, el Congreso pasaría de los siete u ocho grupos parlamentarios que han funcionado en las dos últimas legislaturas a tener once, tres más, con un Grupo Mixto que en principio quedaría en manos de los dos diputados de la CUP y de los partidos locales de Nueva Canarias y Foro Asturias.

Eso sí, el mapa podría haberse ajustado en unas semanas. Así, Foro y Nueva Canarias podrían incorporarse después a España Plural, mientras que Más País, Compromís y BNG podrían abandonar a Junts para volver al Mixto. Ello habría facilitado a Junts acabar logrando por vía indirecta lo que hasta ahora no podía conseguir en solitario, ya que, pese a tener ocho diputados, no llegaba al 15% de voto ni en Barcelona, ni en Tarragona ni en la media de Cataluña.

Tres grupos más implicaría, desde el punto de vista económico, un aumento de 1,27 millones de euros al año de las subvenciones que la Cámara venía otorgando a las formaciones parlamentarias de la XIII Legislatura. Ese montante incluye la subvención fija que el Congreso da a cada grupo -29.026,24 euros al mes- y el sueldo anual que recibiría el portavoz de cada uno de ellos -2.830,13 euros al mes por 15 pagas- y su adjunto -otros 2.211,66 euros mensuales también por 15 pagas-.

Debates más largos, comisiones más amplias

Pero, además, once grupos traería también consigo una mayor duración de los debates parlamentarios. Así, en aquellos donde el tiempo está tasado en el Reglamento, con 30 minutos por grupo, como es el caso de la investidura, se necesitarían cinco horas y media para completar la exposición inicial de los grupos.

Asimismo, más grupos supone también aumentar el número de integrantes de las comisiones parlamentarias y de la Diputación Permanente, así como incrementar el dinero que se dedica mensualmente para complementos salariales de portavoces sectoriales.

Formar un grupo parlamentario garantiza igualmente una pregunta semanal al Gobierno en las sesiones de control, voz propia en la Junta de Portavoces e incluso poder acceder al cobro de las subvenciones por envío gratuito de propaganda electoral durante la campaña. Y las ventajas se prolongan para las siguientes elecciones, porque los que ahora lo consigan tendrán opción a participar en los futuros debates electorales y planes de cobertura informativa de los medios públicos.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0