Política

PP y Cs creen que Pedro Sánchez subirá los impuestos a cambio de su presidencia

Pablo Casado, líder del PP y jefe de la oposición. Imagen: EFE

Partido Popular y Ciudadanos coincidieron este lunes, en la primera sesión de investidura del candidato Pedro Sánchez, en afirmar que el Gobierno del dirigente socialista traerá tras de sí unos Presupuestos con subidas de impuestos para la clase media, cumpliendo así las exigencias de Unidas Podemos. En directo: Siga aquí la investidura

En opinión de los dos principales partidos de la oposición resulta confuso descubrir cual es la letra pequeña del acuerdo que, según ellos, ha rubricado el Partido Socialista con las fuerzas políticas que propiciaron la moción de censura, y en breve facilitarán el nuevo Gobierno socialista. En este sentido, lamentó Casado que Sánchez haya dado tantas vueltas al mundo a bordo del Falcon, y no haya logrado en todo este tiempo traer un Presupuesto que, de haber apostado por la reducción del déficit y la bajada de impuestos, habría tenido el apoyo del Partido Popular.

El horizonte que esbozaron PP y Cs es el de gravámenes a las tecnológicas, mayores tributos al diesel, así como la huida de los que tienen que invertir en España y la disminución de alicientes de los que tienen que contratar y generar empleo.

Comenzó Pablo Casado su intervención con una batería de preguntas dirigidas a Pedro Sánchez. Entre ellas: "¿Qué ha venido a hacer aquí?, ¿quién es usted?, ¿dónde están sus apoyos reales?, o ¿hasta cuándo va a jugar a ese juego de trileros?

Génova devuelve el 'no es no'

Ante un silencio evidente, centró Sánchez réplica y dúplica en solicitar al PP la abstención si no quiere que el PSOE caiga en manos de los independentistas, y evitar así otras elecciones. Proposición que obtuvo el no reiterado de Casado, argumentando cómo abstenerse ante un partido que "esconde sus negociaciones y sin mostrar ni un plan ni puntos de acuerdo", o ante un candidato que hizo del no es no su política frente a Rajoy.

"Sus votantes y el país le están pidiendo la abstención"

Sorprendido, recordó a Pedro Sánchez que después de ofrecerle su apoyo, a unos presupuestos moderados -hace unos meses- y de no obtener respuesta alguna, conoció por la TV el carácter de gasto público de sus Cuentas pactadas con Podemos y de los puntos del encuentro con Quim Torra, en Pedralbes. Recriminó Casado además, que no se puede pedir una abstención coactiva, lo que Sánchez remató con una premonición de autoría propia: "Usted está metiendo a España en un laberinto. Sus votantes y el país le están pidiendo la abstención. No me diga a mí sí, dígale a España sí".

"Dimita con los ERE"

Albert Rivera partió su exposición definiendo la intervención de Sánchez de puro teatro, de discurso impostado, cuya diatriba no es otra que "truco en la tribuna, o trato en la habitación del pánico", donde según el líder de Cs, el PSOE está pactando con los independentistas.

Aseguró, crítico, que "hay que ser socialista para ir al Orgullo, para ir al 8-M o para tener trabajo, porque si no, estás jodido". Además, se comprometió a pedir la dimisión de Pedro Sánchez si el fallo de los ERE señala a dirigentes del PSOE.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.