Nutrición

¿Qué tendrá el chocolate?

Foto: elEconomista

Ha pasado por todas las épocas y momentos, apreciado, denostado, que si engorda, que si produce granos, que si es exquisito de todo se ha dicho sobre el cacao. Lo cierto es que su uso por sus virtudes medicinales se remonta a más de 2.000 años, desde la época de los mayas y los aztecas. Ellos le otorgaban todo tipo de propiedades beneficiosas y mágicas.

Historia del chocolate

La historia del chocolate empieza con la llegada de los conquistadores españoles. Se dice que el emperador azteca Moctezuma bebía todos los días chocolate en vasos de oro.

Por la mañana todos los hombres, servidos por sus mujeres, tomaban chocolate caliente con un trozo de chile. Durante el resto del día lo bebían frío.

Cuenta la historia que Hernán Cortés estuvo entre los primeros europeos que probaron el chocolate, Cristóbal Colón conoció antes el cacao, aunque, se sabe, no le prestó la debida atención, le resulto amargo y no lo consideró.

Debido a su valor religioso, los mayas preparaban brebajes de cacao para sacrificios y ritos iniciativos. Así la gran fiesta del cacao, dedicada al dios Chac, o Tlaloc, dios de la lluvia, se celebraba en los cacaoteros. Después de los sacrificios tomaban lo que consideraban como vino de cacao, obteniendo una bebida fría, espumante, embriagadora de la cual estaba prohibido beber más de tres jarras.

Propiedades para el amor

Sobre el carácter afrodisíaco del chocolate, se creía que tenía poderes y que daba fuerza y vigor sobre quienes lo bebían; ya que estaba constituida por una mezcla de vino o puré fermentado, con el agregado de especias, pimentón y pimienta. En aquellos momentos esta bebida era bastante amarga y había que ser muy valiente para ingerirla, pero al parecer era muy enriquecedora en el campo del amor.

Una fama que llegó siglos después a Francia. Madame du Barry, servía chocolate a todos sus amantes antes del acto sexual. El mismísimo Casanova declaró que se trataba de una bebida mucho más vigorizante que el champagne. Y al igual que el emperador azteca Casanova tomaba chocolate antes de yacer con sus concubinas.

Moneda de cambio

Como la sal en otras culturas, el cacao era tan imprescindible que también sirvió como moneda debido a su valor religioso.

Los comerciantes indígenas llevaban semillas de cacao que tenían el valor de moneda legal. En aquella época se podía comprar un conejo por ocho semillas de cacao.

Los primeros granos de cacao llegaron a España, por intermedio de un cura llamado Aguilar, junto con la receta para hacer chocolate. Al monasterio de Zaragoza, llegaron las primeras semillas. Por lo que hizo posible fabricar por primera vez el chocolate en tierras europeas.

Valores nutricionales

En la actualidad y tras muchas investigaciones los expertos coinciden en que el chocolate es un excelente alimento, lleno de propiedades que ayudan al organismo.

Es el complemento perfecto frente a la tristeza, la ansiedad y la irritabilidad, porque contiene teobromina, cafeína y teofilina, que estimulan diversas acciones fisiológicas incluyendo la del sistema nervioso, la circulación sanguínea y tienen efectos diuréticos.

Este dulce es, además, rico en sustancias beneficiosas para el organismo. Eso sí, debe ser consumido con moderación.

Triptófano. El contenido del cacao en este aminoácido favorece la producción de serotonina, un neurotransmisor que lleva a una señal nerviosa que produce felicidad.

Feniletilamina. Es otro aminoácido presente en el cacao que se relaciona con las anfetaminas.

Nandamina. Es un compuesto que activa receptores cerebrales que producen placer y lucidez mental. Y frente a la salud cardiovascular, porque contiene ácido esteárico, una sustancia grasa que se convierte rápidamente al ácido oleico, como el aceite de oliva, y por ello se le considera beneficioso para el organismo, porque contrarresta el colesterol malo.

Fibra dietética. El cacao contiene un 6 por ciento que se diluye en función de sus otros ingredientes. Es beneficiosa para favorecer el movimiento intestinal.

Polifenoles. El cacao aporta estos elementos, sustancias antioxidantes relacionadas con la prevención del proceso aterosclerótico y de la aparición de algunos tipos de cáncer.

Su presencia en el cacao es muy relevante y además, estimulan la producción de prostacilinas que contribuyen a reducir la presión arterial.

comentarios1WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin

Comentarios 1

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

IBERTIENDA
A Favor
En Contra

Cual de ellos ??

Puntuación 1
#1