Bolsa, mercados y cotizaciones

BME Fondos cumple su primer aniversario sin ningún producto listado

  • La gestión de los traspasos y la exigencia de clases específicas, dos de sus frenos

Este sábado 7 de julio BME Fondos, la plataforma que estaba llamada a ser una auténtica revolución del sector al ser la primera que no soportaría retrocesiones, celebra su primer aniversario. Lo hace, sin embargo, sola ya que ninguna de las 11 gestoras que hace un año se comprometieron a listar algunos de sus fondos en la plataforma lo ha hecho.

Hace justo un año BME reconocía ser consciente de que pasaría un tiempo antes de que la operativa que tanto tiempo les llevó desarrollar (la primera vez que se habló de ello fue en el año 2010) empezara a funcionar como tal, aunque confiaba en que "a medida que la CNMV fuera autorizando los folletos se irán incluyendo".

Ése es, sin embargo, uno de los problemas que más alega el sector -desde BME prefieren no hacer comentarios al respecto- para justificar por qué son pocas las firmas que mostraron interés entonces y menos aún las que lo siguen mostrando un año después. "A lo que te obligaba la plataforma era a que las gestoras lanzaran una clase limpia de un fondo específico para la plataforma de BME y eso obliga a ser tan específico que no compensa", apuntan desde una gestora extranjera. A las extranjeras, sin embargo, nadie las esperaba en un principio pero sí se contemplaba que habría muchas gestoras boutique sin distribución a las que podría interesar. Firmas como Abante, Metagestión, Gesconsult o Buy&Hold eran algunas de las que 11 firmas se incluyeron en la nota que la gestora de bolsa mandó hace un año para anunciar su puesta en marcha. De ellas, una de las que ha estado más cerca de listar sus productos en el nuevo supermercado ha sido Buy&Hold, pero ha tirado la toalla. "Estuvimos incluso hablando con la CNMV en septiembre para crear una clase para BME, pero nos pedían información que reclamábamos y que no nos podían dar. Acabamos por desistir", dice Antonio Aspas, consejero secretario de Buy & Hold. Menos negativos son desde Abante ya que, aunque no descartan participar a futuro, reconocen que tienen el asunto algo apartado a la espera de ver cómo hacerlo.

No en vano, son varios flecos que las gestoras piden que se aclaren como por ejemplo asuntos como la operativa en cuanto a traspasos o los plazos de compensación y liquidación. Pero es que, además, existen otros dos factores exógenos a la propia plataforma que están complicando que acabe por tener el éxito que en principio se esperaba. Uno es Mifid II ya que como explica una fuente del sector "el hecho de que no haya sido integrista en el tema de las retrocesiones ha acabado perjudicando a la plataforma cuya gran ventaja es que se lanzaba sin retrocesiones". Otra es el poco interés de los brókeres, sobre todo bancarios, en dar a sus clientes acceso a BME Fondos para operar, algo básico para que la plataforma llegue, como se pretende, al pequeño inversor.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Google+Google plus
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0
Publicidad
Otras noticias
Contenido patrocinado