Bolsa, mercados y cotizaciones

Iberdrola lanza una emisión de bonos verdes por un importe de 450 millones

Parque eólico de Iberdrola

Iberdrola ha lanzado una emisión de bonos verdes referenciados al precio de su acción por un importe de 450 millones de euros con un vencimiento a cinco años y un cupón del 0,8%.

La principal novedad respecto a las últimas operaciones de financiación es que la rentabilidad de este bono está ligada a la evolución de su título en bolsa y los inversores pueden ejercer una opción de compra de compra sobre las acciones de la compañía dentro de los meses anteriores a su vencimiento. Dicha opción será siempre ejercitable mediante pago de la diferencia. O lo que es lo mismo, la compañía no emite ni entrega en ningún caso acciones, evitando el efecto dilución sobre los actuales accionistas.

No es la primera vez que la compañía que dirige Ignacio Sánchez Galán lleva a cabo una emisión con este tipo de bono. Ya lo hizo en 2015 con una operación de 500 millones de euros que amplió en 2020 en otros 200 millones adicionales. Esta emisión venció a comienzos de noviembre, lo que ha favorecido que se genere la oportunidad de realizar una nueva operación de estas características.

Sin embargo, sí es la primera operación de este tipo que la utility emite en formato verde, en línea con el compromiso de maximizar las fuentes de financiación en este formato, dando cabida a participar en ellas a los inversores ESG (que compran productos vinculados al medioambiente, a criterios sociales y de gobernanza). Consulte el portal de Inversión sostenible y ESG de elEconomista.es. 

Asimismo, Iberdrola ha adquirido una opción de cobertura idéntica a la vendida dentro del bono, lo que le permite estar cubierta ante cualquier riesgo de ejercicio por parte de los bonistas (en caso de revalorización de la acción por encima de un determinado nivel). Dicho nivel se determinará a lo largo de los próximos días, siendo una media de la cotización de la acción los próximos diez días, ha informado la empresa en nota de prensa.

Con este movimiento, la firma española avanza en su objetivo de obtener la financiación que necesita para acometer el nuevo plan de inversiones que comunicó el 9 de noviembre para el periodo 2022-2025.

De acuerdo a esta hoja de ruta, Iberdrola destinará 27.000 millones de euros a redes y 17.000 millones de euros al área de renovables Así, la compañía tiene por meta alcanzar un beneficio bruto (ebitda) de entre los 16.500-17.000 millones de euros para 2025, lo que supone un crecimiento medio anual entre el 8% y el 9%. Además, la compañía calcula que el beneficio neto aumente hasta una horquilla entre los 5.200 y los 5.400 millones de euros en 2025, lo que supone un crecimiento medio anual de entre el 8% y el 10%.

20.000 millones de euros

Es la cuantía total que ha levantado la compañía española en apenas quince días. A los 450 millones de euros de esta emisión hay que sumar los 1.500 millones que Iberdrola colocó en dos bonos verdes a seis años (750 millones) y diez años (otros 750) a mediados de noviembre y que supuso la mayor emisión de carácter verde realizada por una compañía, en un solo día, en Europa desde que el BCE comenzó a subir tipos este verano.

comentariosicon-menu0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin
arrow-comments