Ecoley

El Gobierno boliviano acusa a opositores de mentir contra la elección judicial

La Paz, 1 sep (EFE).- El Gobierno de Bolivia acusó hoy a seis dirigentes opositores, entre ellos dos expresidentes, de mentir para descalificar la selección de 96 candidatos a altos cargos judiciales que se someterán a una votación popular el 3 de diciembre próximo.

El vicepresidente del país, Álvaro García Linera, rechazó en una rueda de prensa las denuncias de los opositores que el jueves se pronunciaron contra el resultado de la preselección de los candidatos en el Parlamento, controlado por el oficialismo.

García Linera dijo a los medios que el Gobierno no impuso al Congreso las reglas para la selección de esos candidatos sino que usó procedimientos de la Constitución y sostuvo que también es falso que la mayoría de los aspirantes tenga militancia en el oficialismo.

García Linera, que ejerce la Presidencia interina por la visita de Evo Morales a Perú, enfatizó que el reglamento usado para la selección estableció medidas taxativas para verificar que ningún candidato tenga militancia alguna.

Los 96 elegidos deben someterse a una votación popular el 3 de diciembre que definirá quienes finalmente serán miembros del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ), el Tribunal Constitucional, el Consejo de la Magistratura y el Tribunal Agroambiental.

Los legisladores del partido del presidente Morales, el Movimiento al Socialismo (MAS), coordinaron el jueves en el Congreso una lista de candidatos para darles su apoyo como fuerza, lo que desató las críticas de la oposición minoritaria en el Parlamento.

El proceso fue cuestionado en un comunicado por los exmandatarios Jorge Quiroga (2001-2002) y Carlos Mesa (2003-2005) y por el exvicepresidente Víctor Hugo Cárdenas (1993-1997).

El documento también fue firmado por el gobernador de la región de Santa Cruz (este), Rubén Costas; el alcalde de La Paz, Luis Revilla, y el líder de Unidad Nacional (UN), Samuel Doria Medina.

Para ellos, la selección "estuvo viciada" y los abogados elegidos son supuestamente afines al Gobierno, lo que constituye un "nuevo atropello a la institucionalidad democrática del país".

Con esa supuesta vinculación se busca dar vía libre al "intento inconstitucional de una nueva reelección de los actuales mandatarios", señalaron los dirigentes políticos de oposición.

Una de las selecciones que causó más polémica fue la de Pastor Mamani, actual presidente del TSJ y aspirante al Constitucional, quien en 2016 se declaró admirador del presidente Morales y partidario de su reelección en 2019.

García Linera afirmó que la campaña de la oposición por el voto nulo para los comicios de diciembre busca en realidad que no cambie el sistema judicial actual con jueces corruptos.

A su juicio, los políticos "de derecha" están preocupados por las elecciones y no por los problemas de acceso la Justicia del pueblo.

A la denuncia de que el MAS usó arbitrariamente su poder para hacer la selección de abogados, el vicepresidente dijo que Mesa, Quiroga, Doria Medina y Cárdenas fueron partícipes en el pasado de "vergonzosos" repartos de cargos partidarios en el Poder Judicial.

Aseveró que esos procesos se hacían entre "amigos", "familiares" y militancia partidaria, sin que se tomen en cuenta méritos.

La de diciembre será la segunda elección en las urnas de los altos magistrados tras la realizada en 2011, que resultó en un fracaso según han reconocido las autoridades porque muchos de los elegidos entonces son cuestionados por corrupción e ineficacia.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint