Ecoley

La Fiscalía y la acusación particular piden el ingreso inmediato en prisión de Gago

León, 15 dic (EFE).- La Fiscalía y la acusación particular han solicitado hoy el inmediato ingreso en prisión de la policía local de León Raquel Gago después de que el Tribunal Supremo elevara de 12 a 14 años su condena como cómplice en el asesinato de la dirigente del PP y de la Diputación de León Isabel Carrasco.

La letrada Beatriz Llamas, que representa a la hija de la víctima, ha dicho a Efe que dicha petición se ha hecho en virtud de lo elevado de la condena y ante el evidente riesgo de fuga.

El Tribunal Supremo ha confirmado las condenas de 22 y 20 años por el asesinato de Isabel Carrasco para Montserrat González y su hija Triana Martínez, respectivamente, y ha elevado en dos años, de 12 a 14, la condena para Raquel Gago por complicidad y tenencia ilícita de armas.

El Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León (TSJCyL) le había retirado a Gago el delito de tenencia ilícita de armas, pero ahora el Supremo lo ha vuelto a tener en cuenta.

Gago está actualmente en libertad provisional, pero también permanecía a la espera de que la sentencia del TSJCyL fuera confirmada por el Supremo, lo que ya ha sucedido y pone en manos de la Audiencia de León la decisión de ordenar su ingreso en prisión.

Raquel Gago perderá su empleo como agente de la Policía Local de León después de la sentencia del Supremo, ya que el Ayuntamiento mantenía un expediente de suspensión de funciones vigente hasta el fin del procedimiento judicial, que concluye ahora y conllevará su expulsión del Cuerpo.

En la actualidad, Gago recibía un sueldo de casi mil euros, correspondiente a su salario sin los complementos.

Raquel Gago fue encarcelada pocos días después del asesinato de la dirigente del PP por su presunta implicación en los hechos, aunque fue puesta en libertad provisional el 29 de enero de 2015 bajo fianza de 10.000 euros.

Una vez fue puesta en libertad condicional, Gago tenía derecho a pedir la reincorporación a su puesto, aunque no hizo uso de esa potestad.

La defensa de Raquel Gago había presentado ante el Supremo un recurso de casación en el que reclamaba su libre absolución o la repetición del juicio por la "violación de derechos fundamentales" durante el proceso.

El letrado Fermín Guerrero pedía en su recurso "la devolución del procedimiento a la Audiencia de León" y que se celebrase un nuevo juicio con un jurado popular distinto o que se absolviera a su patrocinada de los delitos a los que había sido condenada.

El Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León (TSJCyL) elevó el pasado 13 de julio la condena de 5 años, que le fue impuesta a Gago por encubrimiento del asesinato de Isabel Carrasco, a 12 años, al considerarla cómplice, como determinó el jurado y la Fiscalía.

Inicialmente, la Audiencia de León absolvió del delito de asesinato a Raquel Gago en contra del veredicto del jurado y de la posición mantenida por la Fiscalía, al asumir el tribunal que las preguntas que debía responder el jurado estuvieron mal formuladas, por lo que la condenó a cinco años de prisión por los delitos de encubrimiento y tenencia ilícita de armas.

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin