Evasión

Cinco playas españolas imprescindibles para disfrutar este verano

  • España goza de litoral de 6.000 kilómetros de costa
  • 696 playas lucirán con bandera azul durante este verano
Imágenes: Dreamstime
Madrid

Después de este invierno que parecía no acabarse nunca, al fin han llegado el sol, el verano y la posibilidad de disfrutar de una de nuestras actividades favoritas: ir a la playa. España goza de un extenso litoral -cerca de 6.000 kilómetros de costa- y dispone de cientos de fantásticos arenales. De todas estas playas, nada más y nada menos que 696 lucirán la bandera azul durante el estío (12 más que en el pasado año), un distintivo que demuestra su buen estado de conservación y la alta calidad de los servicios que se prestan. Más noticias en la revista digital elEconomista Seguros.

Resulta imposible seleccionar las mejores debido a la fortísima competencia existente, pero hemos decidido realizar una lista con cinco playas españolas imprescindibles. Cinco lugares que no pueden perderse por diferentes motivos. 

Playa de Bolonia (Cádiz)

Más allá de su larga extensión y la calidad tanto de su arena como de sus aguas, denominación de origen de las ensenadas de la provincia, destaca por las ruinas romanas de Baelo Claudia, que se encuentran al pie de la playa. Pocos lugares combinan belleza natural y patrimonio cultural de esta manera, y además armoniosamente. El fuerte viento de algunos días, eso sí, puede ser molesto… o un alivio en las jornadas de más calor.

Playa de Ses Illetes (Formentera)

La playa caribeña por excelencia está en España. Un sitio de auténtica postal: arena blanquísima y fina, como si fuera harina, agua cristalina color turquesa -el milagro de la posidonia oceánica- y varias pequeñas isletas enfrente para poner la guinda al pastel. Eso sí, dispone de poca sombra en la que refugiarse y si van en temporada alta tengan en cuenta que será difícil desconectar del mundo allí. Se llena de gente y es de tamaño medio.

Playa de San Jorge (A Coruña)

Ahí no tendrán el problema de espacio de Ses Illetes, pues es un playón de manual. Con más de dos kilómetros de largo y alrededor de cien metros de ancho, este gigantesco arenal también presume de D.O. Galicia. El mar fresco y revuelto, arena por doquier y, al fondo, un paisaje de suaves lomas plagadas de verde. Perfecta para dar un buen paseo o disfrutar de un baño refrescante. Los valientes que se atrevan no se arrepentirán.

Playa de Torimbia (Asturias)

Muy cerca de Llanes y escondida en el verde propio del norte, es un lugar recogido en medio de un entorno idílico. En forma de concha, tranquila, muy limpia y con el agua clara. Pura naturaleza, no hay en ella ni un sólo signo de civilización; sólo vegetación por un lado y mar por el otro. Un remanso de paz, como reza el tópico.

Playa de la laguna verde (Lanzarote)

Original es la palabra para definirla. Sus colores parecen sacados de un sueño: desde el verde eléctrico de la laguna que le da nombre al negro carbón de la arena volcánica, pasando por el rojo intenso volcánico de las rocas que la resguardan. El adyacente pueblo pesquero de El Golfo es otro de los alicientes para visitarla.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum1

fernando
A Favor
En Contra

El paraíso o el infierno está en el día a día, no en los viajes rápidos turísticos. Que no engañen para incitar al consumo.

Puntuación 0
#1