Gente y Estilo

La baronesa Thyssen se pone guapa y se va compras

Tita Cervera. Imagen: archivo

Carmen Cervera ya disfruta de su nueva vida en Andorra junto a su hijo Borja tras poner fin a años de desavenencias judiciales. La Baronesa ha viajado a la capital para cerrar algunos asuntos personales y profesionales pendientes. Recientemente aprovechó para ponerse guapa antes de su regreso, visitando su centro de belleza y su peluquería habitual.

Tita Cervera se encuentra radiante de felicidad y no es para menos. Desde hace semanas se encuentra instalada en el Principado de Andorra, el lugar en el que compartió tantos y tan buenos recuerdos con su difunto marido, Heini Thyssen. En el país vecino ha adquirido dos viviendas con motivo de la venta de Villa Favorita donde ya se ha trasladado su hijo Borja. Entretanto su nuera, Blanca Cuesta permanece en Madrid a la espera de que finalice el presente curso escolar para viajar junto a sus cuatro hijos.

Desde que Carmen Cervera y Borja hicieran las paces y pusieron fin a una guerra mediática en los juzgados este pasado verano, han vuelto a ser una familia unida. Y es que del mismo modo que hacían antes de que comenzaran las desavenencias entre madre e hijo, el matrimonio formado por Borja y Blanca volvió de esta forma a estar presente en las actividades del Museo Thyssen-Bornemisza.

A su regreso a la capital, donde se ha reunido con el ministro de Cultura, José Ignacio Wert para la cesión de su colección privada al estado español por un año más, ha aprovechado para ponerse guapa y realizar algunas compras.

Con un look moderno y desenfadado con pantalón y americana de estilo japonés azul marino y camisola blanca a juego con unas bailarinas bicolor, la baronesa visitó su centro de estética habitual para realizarse algunos tratamientos antes de volver al país vecino.

Más tarde aprovechó para renovar su fondo de armario de cara al próximo verano, visitando algunas de las tiendas más exclusivas de la Milla de Oro de la capital. Acompañada por una amiga se detuvieron en una joyería que estaba de liquidación por cierre. Asimismo adquirió numerosos enseres y muebles en una tienda especializada en decoración para el hogar, quizá para decorar su nueva vida en Andorra.

¿Cómo lleva el estar en Andorra?

Estoy muy bien, en Andorra son maravillosos. Yo llevo en Andorra desde el año 92 con mi marido Heini Thyssen, los dos residentes.

Y ahora suerte qué está Borja allí.

Sí, me alegro muchísimo de que Borja esté conmigo.

Sin embargo dicen que todavía no vive en Andorra.

Pero si está en Andorra todo el día mi pobre hijo.

Han comentado que había pactado con los fotógrafos que no le hicieran fotos.

Es una tontería porque vino un día para mi cumpleaños.

¿Cómo están llevando Borja y Blanca la separación?

Ellos están mucho juntos, ellos van allí cada vez que hay un puente. Estamos todos muy bien y muy unidos.

¿Cómo se encuentran sus nietos?

Muy bien, gracias.

¿Ya sabe cuándo será el bautizo de Kala?

Todavía no sé.

¿Se sabe quiénes serán los padrinos?

No lo sé.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum