Caprichos

Machismo en los círculos de poder: las ejecutivas contra los clubes privados solo para hombres

El 8 de marzo, Día Internacional de la Mujer, la empresaria Debbie Wosskow y la ex jefa del equipo de Hearst Magazines U.K., Anna Jones, inaugurarán el primer club privado británico para mujeres empresarias. Nombrado The AllBright, este club busca poner el foco del sexismo de los tradicionales clubes privados solo para hombres en un momento en el que el movimiento #MeToo está arrojando luz sobre el acoso laboral en todo el mundo.

"Todo, desde #MeToo hasta las polémicas del Club de Presidentes, se está convirtiendo en un problema vital para las empresas", explica Debbie Wosskow. Las fundadoras de The AllBright creen firmemente que los clubs o asociaciones de mujeres siempre han sido ridiculizados, mientras que clubs masculinos como White, Brooks y Boodle han jugado un papel importante en la historia británica. Debbie Wosskow y Anna Jones hacen referencia al apelativo de 'hospedajes de gallinas' que vertió el autor Anthony Lejeune en su famoso libro The Gentlemen's Clubs of London.

Trabajar por la paridad de género en Gran Bretaña es una de las iniciativas de este club. En ese país, a pesar de que ha tenido seis reinas y dos primeras ministras, solo siete empresas FTSE 100 están dirigidas por mujeres y tan solo el 2% de todo el capital se destina a mujeres empresarias. "Las estadísticas son tan, tan lejanas, que no nos arrepentimos" de que la membresía sea solo para mujeres, asegura Jones. Sin ir más lejos, el nombre del club se inspira en el apellido de Madeleine Albright, la primera mujer en convertirse en secretaria de Estado de los Estados Unidos y que sentenció en un mitin de de Hillary Clinton que había "un lugar especial en el infierno para las mujeres que no se ayudan entre sí".

"Trabajo en tecnología y con frecuencia soy la única mujer en la sala, así que quiero conocer mujeres activas ", indica Savina Velkova, de 29 años, gerente de producto de Facebook Inc. y miembro del club. "Pensé que un lugar como este me daría exposición a otras mujeres en otras industrias para inspirarme", añade.

Actualmente, The AllBright ya cuenta con 600 mujeres de industrias que van desde finanzas y ciencias hasta arte y deportes, y tienen una lista de espera. Cobran una tarifa de 300 libras y luego 750 libras por año o 2.000 libras por tres años.

En este club la decoración clásica y los salones de cigarros no existen, hay barras de belleza y salas de "tratamiento" para "recargar y meditar", y un gimnasio. El club considera todo su espacio como un "oasis" para que las mujeres trabajadoras "creen, se conecten y colaboren". Además, el club no solo servirá para hacer negocios, sino que también se impartirán talleres de mercadotecnia o programas de sinergias entre inversionistas.

Además, todos los recursos que se puedan encontrar en The AllBright como el vino o el jabón de manos están provistos por empresas dirigidas por mujeres. Asimismo la casa de cinco platas de estilo victoriano que acoge este club se encuentra en Bloomsbury, un vecindario famoso por vecinos como la feminista Virginia Woolf y otros intelectuales que comenzaron a reunirse allí antes de que las mujeres ganaran el derecho a votar.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Google+Google plus
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum1
Publicidad
Otras noticias
Contenido patrocinado

sin comentario
A Favor
En Contra

Solo para hombres: es un espacio no mixto donde los hombres puedes hablar libremente de "sus cosas" => machismo.. Malo, ilegalizacion

Solo para mujeres: espacio no mismo donde las mujeres pueden hablar libremente de sus cosas => feminismo e igualdad, bueno, subvenvion

Puntuación 8
#1