Empresas y finanzas

Las 'telecos' piden que Netflix abone la tasa de RTVE o que no la pague nadie

  • La nueva normativa comunitaria impone la igualdad de trato entre OTT y el resto
Madrid

En vísperas del décimo aniversario de la Ley de Financiación de la Corporación de Radio y Televisión Española, de agosto de 2009, la Tasa de RTVE vuelve a provocar el malestar entre los operadores de telecomunicaciones españoles. Todos ellos llevan reclamando, de forma recurrente desde el principio de la carga impositiva, la supresión de ese lastre. Posteriormente, a partir de la irrupción de los OTT, las telecos propusieron la aplicación de "los mismos derechos e idénticas obligaciones" para todos los jugadores que realizan actividades comunes. "Debemos avanzar hacia un level playing field fiscal, con las mismas reglas fiscales para que todos los agentes que ofrecen servicios compitamos en el mismo plano", indican fuentes del sector.

Esa petición adquiere ahora especial actualidad en la antesala de composición del nuevo Gobierno español. De hecho, la aprobación de la Directiva Europea de Servicios de Medios Audiovisuales deja la puerta abierta al ejecutivo que lidera Pedro Sánchez para exigir el pago de la tasa de RTVE a compañías como Netflix, HBO, Amazon Video, DAZN, así como Facebook o Youtube, entre otros gigantes audiovisuales.

Las plataformas de TV podrían financiar al ente público con el 1,5% de todos sus ingresos en España

Según la referida Directiva comunitaria -que España deberá trasponer antes de julio de 2020-, los prestadores de plataformas de intercambio de vídeos estarán sometidos a las mismas imposiciones que los operadores tradicionales. Ante esas circunstancias, fuentes cercanas a los operadores de telefonía proponen que las OTT abonen la tasa de financiación de RTVE, en su caso equivalente al 1,5% de los ingresos brutos anuales en el país. En caso contrario, los mismos portavoces reclaman para las telecos la exención de estas obligaciones. En el caso de Telefónica, Orange, Vodafone, estas tributan por este concepto con el 0,9% de los ingresos por un lado como operadores de telecos y con el 1,5% de las mismas ventas por disponer también de televisiones de pago.

Unas cargas en tela de juicio

Según las Cuentas Anuales de RTVE correspondientes a 2017, la contribución de los operadores de telecomunicaciones y TV de pago ascendió al 91% de la aportación total (86% en el trienio 2015-2017). Las mismas fuentes de los operadores recuerdan que "la Audiencia Nacional y varios magistrados del Tribunal Supremo han cuestionado la proporcionalidad del tributo, considerando que atenta al principio constitucional de capacidad económica. Actualmente está pendiente de revisión por el Tribunal de Justicia de la UE y por el Tribunal Constitucional".

La patata caliente se encuentra ahora en manos del Gobierno. En virtud de la normativa comunitaria, el Ejecutivo podría exigir a las referidas compañías estadounidenses el abono de una tasa para financiar el ente público televisivo, con la sorpresa y estupor que ello provocaría en dichas corporaciones. Fuentes de los operadores de telecomunicaciones no creen que Moncloa llegue a tanto, al tiempo que tampoco se hacen ilusiones con algún cambio en la normativa que les libere de dicho pago.

Según la ley de financiación de RTVE, "están obligados a realizar la aportación anual los operadores que presten servicios de telefonía fija, móvil, acceso a Internet, pero tambuién aquellos que "presten simultáneamente algún servicio audiovisual". También se requiere que su actividad ámbito geográfico estatal o superior al de una comunidad autónoma. Posteriormente, la Ley General de La Comunicación Audiovisual precisa que los operadores con servicios de comunicación audiovisual con aquellos aquellos cuya responsabilidad editorial corresponde a un prestador del servicio y cuya principal finalidad es proporcionar, a través de redes de comunicaciones electrónicas, programas y contenidos con objeto de informar, entretener o educar al público en general, así como emitir comunicaciones comerciales.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum2

Usuario validado en elEconomista.es
pvallejuelo
A Favor
En Contra

No tiene porqué hacerlo, las televisiones gozan de canales específicos para transmitir por los que pagan pero Netflix no, lo hace a través de internet.

Puntuación 5
#1
ciud
A Favor
En Contra

Los canales privados en España, que en realidad son de dos monopolios, viven de la publicidad, incluso por streaming, en cambio Netflix o HBO sus únicos ingresos son los de sus suscriptores

Puntuación 8
#2