Economía

'Mini salvavidas' del BCE: amplía la liquidez de emergencia a la banca griega para que pueda abrir el lunes

  • A la espera de un posible acuerdo para extender el programa de rescate

El consejo de gobierno del Banco Central Europeo (BCE) ha elevado la línea de liquidez de emergencia (ELA) para la banca helena, aunque menos de lo que solicitaba el Banco de Grecia. Tras la intensificación de la fuga de capitales, Financial Times asegura que la institución habría otorgado la liquidez justa para que los bancos puedan cubrir sus necesidades hasta el cierre de las operaciones del lunes. Los miembros del BCE se volverán a reunir de nuevo a principios de la semana que viene.

El vicepresidente de la Comisión Europea, Valdis Domvrovskis, ha explicado de que el nuevo aumento de la línea de liquidez es solo una medida temporal y que Atenas necesita un acuerdo con sus acreedores para garantizar la estabilidad financiera.

De hecho, Dijsselbloem ha convocado para el lunes un Eurogrupo extraordinario, justo lo que venía reclamando el líder griego Alexis Tsipras, que se ha declarado satisfecho por lograr la cita de alto nivel que quería. "Habrá una solución basada en el respeto de las normas de la UE", apuntó.

"El BCE ha celebrado una reunión adicional básicamente para proporcionar liquidez adicional de emergencia para los bancos griegos con el fin de cubrir esta cuestión urgente de financiación", ha explicado Domvrovskis en rueda de prensa al término del Ecofin.

En la reunión de urgencia celebrada por los miembros del BCE vía teleconferencia se ha discutido una petición de aumento de la provisión urgente de liquidez de más de 3.000 millones de euros del Banco de Grecia, se enmarca dentro de un procedimiento normal, aseguran fuentes del BCE. 

Con esta medida se intenta dar respuesta a la fuga de depósitos de los bancos griegos, que ha sido contante en los últimos meses y que durante esta semana se ha incrementado. De hecho, este mismo miércoles el BCE aumentó en 1.100 millones de euros la provisión urgente de liquidez para los bancos griegos, hasta el máximo de 84.100 millones de euros desde los 83.000 millones anteriores.

El miembro francés del comité ejecutivo del BCE, Benoit Coeuré, dudó ayer de que los bancos griegos pudieran abrir el lunes, en un entorno de gran incertidumbre. Se calcula que solo el jueves salieron de los bancos griegos más de 1.000 millones de euros . Y Citi estima en un informe presentado hoy que desde principios de mayo la fuga de capitales asciende a 12.000 millones de euros.

Por su parte, desde círculos bancarios citados por los medios griegos se asegura que la situación está "controlada" y recordaron que en junio de 2012, en el fragor de la convocatoria de las segundas elecciones generales en solo un mes, las salidas de depósitos eran el doble de las que está habiendo ahora.

El Gobierno griego reaccionó ayer con dureza a informaciones aparecidas en la prensa, según las que estaba preparando un plan de control de capitales, y aseguró que este tipo de informaciones tan solo persiguen "provocar disturbios" y "desestabilizar la economía".

El gobernador del Banco de Grecia, Yanis Sturnaras, aseguró hoy al coordinador del equipo negociador, Euclidis Tsakalotos, que el sistema bancario heleno es estable. Fuentes del Ejecutivo griego señalaron que Sturnaras "confirmó la estabilidad del sistema bancario, que está plenamente salvaguardada por las acciones comunes del Banco de Grecia y del Banco Central Europeo". "Ambas partes se pusieron de acuerdo en que el Gobierno griego hizo esfuerzos considerables para acercar posiciones con los socios y que lo que queda por hacer no es mucho", afirmaron las citadas fuentes.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud