Motor ecológico

Agenda del Cambio: el Gobierno no hace mención a la prohibición de los coches de combustión en 2040

El Consejo de Ministros ha aprobado este viernes la "Agenda del Cambio. Hacia una Economía Inclusiva y Sostenible", una hoja de ruta que marca los pasos que se darán en lo que queda de Legislatura para llevar la economía y la sociedad española hacia la modernidad. Aunque uno de los pilares es el Impulso de la Transición Energética, el documento nada dice de la prohibición de la venta de vehículos no eléctricos para 2040. La fuerte reacción del sector de la automoción ha hecho que se pase de puntillas por este espinoso asunto.

La Agenda del Cambio tiene entre sus medidas estrella la Ley de Cambio Climático y Transición Energética, cuyo anteproyecto establece la prohibición de la matriculación de cualquier turismo y vehículo comercial ligero "con emisiones directas de dióxodo de carbono"; en la práctica, todo aquel que no sea eléctrico. La medida generó mucha polémica y el sector del automóvil ha mostrado una oposición fontal, incluso acusan al Gobierno de haber frenado las ventas de vehículos con dicho mensaje.

Sin embargo, el documento del Gobierno, uno de los más esperados, ha obviado toda referencia a la prohibición de 2040, alegando que la Agenda tiene como plazo estratégico el año 2030. Estas son las referencias al transporte y el automóvil del Agenda.

Transporte por carretera

"Uno de los principales elementos a abordar en los próximos años es la transformación del sector de transporte por carretera, sobre todo ante las proyecciones de un fuerte crecimiento futuro de la demanda y teniendo en cuenta que es el responsable del 25% del total de emisiones de gases de efecto invernadero en 2017 y el que más ha contribuido a su crecimiento en el pasado año. En este ámbito es esencial el desarrollo de un modelo sostenible de gestión de las vías de alta capacidad y de Sistemas de Transporte Inteligente en los que se aplican las tecnologías de la información y la comunicación para infraestructuras, vehículos y usuarios. El fin es mejorar la gestión del tráfico y crear un sistema de movilidad interconectado y eficiente que reduzca costes y el aprovechamiento de otros modos de transporte menos contaminantes como el ferrocarril, dotándoles de una mayor fiabilidad, puntualidad, seguridad y eficiencia. Esta estrategia, además de mejorar la competitividad de las empresas redundará en una mayor cohesión social".

Ley de Cambio Climático y Transición Energética

"Fijación de objetivos de emisiones de gases de efecto invernadero y energía para vertebrar las políticas energéticas, de transporte, de producción industrial y las urbanas, abriendo, al mismo tiempo, una oportunidad para la generación de nuevas orientaciones socioeconómicas, garantizando la transición justa".

Plan de movilidad sostenible

"Impulso del vehículo con energías alternativas, medidas encaminadas a promover la instalación de puntos de recarga en zonas urbanas, Programas piloto de coche autónomo, Programa de Acción 2019-2022 para la Mejora de la Eficiencia y la Sostenibilidad de la Cadena Logística, revisión del modelo de peajes de la red viaria de alta capacidad encaminado a garantizar la sostenibilidad y el uso eficiente, medidas encaminadas a promover inversiones productivas y sostenibles en los puertos, Plan de cercanías 2019-2025, liberalización del transporte ferroviario de viajeros y otras medidas de apoyo al transporte intermodal. Ello se acompañará con iniciativas de los municipios en materia de movilidad urbana y la puesta en marcha de las mejores prácticas. Aplicación de las Tecnologías de Información y Telecomunicación e Internet de las Cosas para mejorar la interconectividad e intermodalidad".

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Google+Google plus
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum1
Publicidad
forum Comentarios 1
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.

2100
A Favor
En Contra

Este gobierno no tiene ya ninguna credibilidad, pues cambia de sentido antes que respirar, es una vergüenza. La credibilidad está por los suelos

Puntuación 4
#1