Ecoaula

Las redes sociales pierden importancia como canal de búsqueda de empleo

  • "Hay que trabajar el CV: debe ser claro, conciso y orientado a logros"

A principios de 2015, InfoJobs presentaba el informe 'Impacto de las Redes Sociales en los procesos de selección: visión de las empresas'. De él se extraían conclusiones como que "un 60% de las empresas consultaba las redes sociales en sus procesos de selección", que "el 23% de las empresas contrataba a sus empleados a través de redes sociales" o que "un 62% de las mismas lo hacía a través de otros canales online como portales de empleo".

Hace unos meses, el estudio de Infoempleo - Adecco sobre Redes sociales y Mercado de Trabajo 2016, afirmó que en 2016, el porcentaje de empresas que consultaba las redes de los candidatos era ya del 86%. "Algunas compañías no han llegado a contratar candidatos tras consultar su perfil online, aun teniendo un buen currículum delante", afirma Jorge Araujo, director de operaciones de Bandit.io, plataforma especializada en talento digital.

Portales, la primera opción

Si la reputación online sigue siendo un factor clave para las empresas, el hecho de utilizar las redes sociales para encontrar empleo ya tiene detractores: "En la actualidad ya no son novedad. Están saturando a los candidatos. Las personas contratadas por esta vía son bastante inferiores que las ofertas de empleo publicadas. Muchos usuarios acaban por desconfiar y pensar que las redes sociales no son tan eficaces para encontrar empleo", afirman desde Bandit.io.

Así, el uso de las redes sociales por parte de las empresas como medio para captar talento ha pasado de un 87% al 84% de 2015 a 2016, lo que significa la pérdida de tres puntos porcentuales en este ámbito. Linkedln sigue siendo la más usada.

En cuanto a los canales utilizados para la búsqueda de empleo, las redes sociales están por debajo de portales de empleo, que se convierten en la primera opción para los candidatos (el 98% de los encuestados elegía este método). Las empresas de selección y páginas web corporativas completan el ranking, con un 86% y un 84%, respectivamente. El 78% de los usuarios utiliza redes sociales.

"El mejor canal para encontrar empleo es el online", declara Dominique Cerri, directora general de InfoJobs Spain. A través de esta plataforma se cerraron más de un millón de contratos en 2016.

Mejoras en los candidatos

El informe de Adecco e Infoempleo también sacó a la luz que el 55% de los profesionales de Recursos Humanos encuestados reconsideró su decisión de contratación después de consultar el perfil del futuro trabajador y que en el caso del 36%, la opinión había ido a peor. "La primera entrevista de trabajo se da en las redes sociales", afirma Dominique Cerri.

¿Qué se puede hacer para lograr que las posibilidades de encontrar empleo aumenten? La directiva de InfoJobs da algunos consejos: "El primer aspecto que hay que trabajar es el currículum. Tiene que ser claro, conciso y orientado a logros, que sea capaz de mostrar el talento al seleccionador. En segundo lugar, el candidato debe incidir en su marca personal, es decir, establecer objetivos, saber cómo querernos posicionarnos y qué es lo que nos diferencia. Un candidato que no está en Internet, no existe".

Cerri también aconseja trabajar las hard y soft skills, es decir, "habilidades que se aprenden de una formación específica y que permiten desempeñar la mayoría de tareas en el trabajo y las competencias sociales. Hoy en día, las más valoradas por las empresas son la capacidad de resolución de conflictos, la flexibilidad y adaptabilidad, la creatividad y la resolución de problemas.

Belen Ramos, directora de Randstad Professionals en Cataluña, cuenta que la clave del éxito en las redes sociales es "saber comunicar lo mejor del profesional de una forma clara, concisa y en el menor tiempo posible. Lo importante en las mismas es separar el perfil profesional del personal, que las diferentes redes estén vinculadas entre sí y no dar una imagen contradictoria".

Ramos aporta además que las redes sociales son "un método estupendo para comunicar las habilidades del profesional. Para las empresas es un sistema rápido para afinar su búsqueda del mejor candidato, pudiendo filtrar por localización, estudios, capacidades y todo tipo de habilidades. A través de ellas, el profesional comunica aspectos de su vida que no transmiten en una entrevista de trabajo, aspectos que el reclutador no quiere perderse".

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Google+Google plus
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0
Publicidad
Otras noticias
Contenido patrocinado