Distribución

La gran distribución ha creado 15.000 empleos en los últimos tres años

  • Las empresas del sector mejoran sus ventas por tercer año consecutivo

Al igual que en 2014 y en 2015, las empresas integradas en Anged consiguieron en 2016 mejorar sus cifras de empleo. Sólo en el último año, esas compañías -entre las que se encuentra El Corte Inglés, Alcampo, Eroski o Carrefour- crearon más de 3.400 nuevos puestos de trabajo, hasta alcanzar una plantilla conjunta de 231.505 personas, un 1,5% más que en 2015. Más noticias en la revista gratuita elEconomista Alimentación

Una mejora que es incluso más llamativa si se tienen en cuenta los tres últimos ejercicios, cuando las firmas de Anged crearon 15.000 nuevos empleos, al pasar de los 216.449 de 2013 a los 231.505 de 2016. "Somos una fuente de trabajo estable, superando en empleo a sectores tan potentes como el de fabricación de coches o el de servicios financieros", sostiene Alfonso Merry del Val, presidente de Anged.

Por Comunidades Autónomas, Madrid es la que concentra el mayor número de empleados de Anged, con 58.407 (25%), gracias a "la flexibilidad de horarios y a la presencia de una buena parte de los servicios centrales de la compañías", según reza el informe anual de Anged de 2016. Ese documento indica que a Madrid le siguen en importancia Andalucía (15%), Cataluña (13%) y Comunidad Valenciana (9%).

De hecho, las empresas de Anged están consiguiendo elevar sus cifras de empleo en todas las Comunidades Autónomas excepto en Castilla-La Mancha y las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla. Las más dinámicas fueron Baleares, Extremadura, Cantabria, Comunidad Valenciana y Canarias.

Tipos de contrato

El análisis de la contratación de Anged indica que el 80,2% de los empleados en las empresas aglutinadas en esta asociación tiene contrato indefinido (185.608 trabajadores), mientras el 19,8% de los contratos son de carácter temporal (45.897 trabajadores). Según Anged, la contratación laboral de duración indefinida es seis puntos superior a la del conjunto de la economía española, y también supera a la media de las empresas de tamaño mediano y pequeño. De igual modo, también es mayor la participación de las mujeres en el empleo: representan el 65,3% de la plantilla de Anged, 151.240 trabajadoras, es decir, casi tres puntos más que la media del sector del comercio minorista.

Además de la buena nota en el empleo, las empresas de Anged han conseguido por tercer año consecutivo que su facturación mejore. En concreto, en 2016 sus ventas repuntaron un 3,3% respecto a 2015, hasta 40.194 millones de euros. Según Anged, la recuperación de la confianza del consumidor, por el aumento de empleo y renta disponible, y el tirón del turismo han impulsado el consumo de los hogares.

La mejora en empleo y en las ventas en las empresas de Anged también se explica por el aumento de establecimientos que han registrado en el último año. En 2016 las empresas de Anged sumaron 140 nuevos establecimientos netos en el mercado nacional alcanzando así los 6.313 establecimientos operativos en España.

Los supermercados y autoservicios, tanto propios como franquiciados, las agencias de viaje y los establecimientos especialistas en productos distintos a la alimentación fueron los formatos más dinámicos.

Superficie comercial neta

Aún así, la superficie comercial neta se situó en 8,7 millones de metros cuadrados, un 3,3% menos que el año anterior, debido a la adaptación constante de los conceptos comerciales a los nuevos estilos de vida y los cambios tecnológicos. La peor parte de esta adaptación se la han llevado hasta la fecha las estaciones de servicio, las droguerías, las perfumerías y los hipermercados. "Seguir ignorando la revolución digital por parte de nuestros legisladores tendrá unas consecuencias dramáticas para el sector, porque se están creando discriminaciones muy peligrosas entre modelos comerciales", sostiene Merry del Val.

El presidente de Anged, en la última asamblea anual de la entidad, recordó que desde 2008, pese a la complejidad del contexto, las firmas de Anged han invertido 14.100 millones de euros para adaptar su red de tiendas a las nuevas tendencias del consumo. "Son los clientes los que están acelerando el proceso de cambio. Con ellos estamos creando la tienda del futuro, un espacio que integra lo mejor del mundo físico y digital, y que supone un cambio profundo en los modelos de negocio, la gestión de las empresas y la relación con el público".

Aún así, Merry del Val sostiene que "hoy es más sencillo importar productos a través de un marketplace, que abrir una tienda que genere empleos, actividad, inversión y recaudación fiscal". Por eso, y porque la revolución logística y tecnológica requiere de ingentes recursos financieros a las empresas, el presidente de Anged insiste en que, "más que nunca, es preciso de un entorno normativo moderno, estable y seguro, que garantice la igualdad de condiciones para todos los operadores".

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Google+Google plus
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0
Publicidad
Otras noticias
Contenido patrocinado