Campus

Andalucía cuenta este curso con 4.502 profesores menos en Secundaria

La Consejería de Educación de la Junta de Andalucía ha presentado este martes los datos generales del nuevo curso escolar 2012-2013, que estará marcado por el descenso de profesorado en Educación Secundaria Obligatoria (ESO), 4.502 docentes menos, tras años de incremento continuado de la plantilla en los centros sostenidos con fondos públicos de la comunidad.

Según los datos aportados por la consejera Mar Moreno tras la reunión del Consejo de Gobierno, este año trabajarán un total de 93.644 docentes, es decir, 4.502 menos que el pasado y que la titular andaluza de Educación achaca en exclusiva al Real Decreto 14/2012 del Gobierno central y a las medidas de "obligado incumplimiento" que de él se han derivado, como el aumento de la jornada lectiva de 18 a 20 horas.

No había en la comunidad una plantilla similar desde el curso 2007-2008, cuando el número de docentes fue de 92.090, una cifra que se ha ido elevando de manera sostenida hasta llegar a los 98.170 profesores del curso pasado.

Aún así, y tras reiterar que este descenso de profesorado -que afecta en exclusiva a los docentes interinos, a quienes no se ha renovado este año su contrato anual- es "consecuencia directa" de las medidas "impuestas" por el Ejecutivo de la Nación, Moreno ha destacado que la reducción de la plantilla en Andalucía "es un 40 por ciento menor que la de la mayoría de las comunidades autónomas", lo que, a su juicio, demuestra el "compromiso" del Gobierno andaluz con su profesorado, uno de los "pilares" y "ejes" de su política educativa.

"Es fundamental defender y preservar la plantilla y hemos tomado decisiones para que la pérdida de profesorado sea la menor posible (...) Y ha sido inevitable aplicar el incremento del horario lectivo, lo que ha supuesto la no contratación de profesores de ESO. Pero Andalucía sí que ha optado por mantener la ratio y eso ha supuesto que 3.373 profesores de Primaria y Secundaria que podían haber salido, van a permanecer en el sistema educativo", ha resaltado la consejera.

Eso significa, en palabras de Moreno, que la Junta "ha salvado a cuatro de cada diez profesores de los que se podían haber quedado en la calle por el decreto-Wert". De hecho, si la Consejería de Educación hubiera aumentado la ratio en las aulas de la comunidad "hubiera podido prescindir de unos 8.000 profesores" en lugar de 4.502.

De ahí que Moreno insista en que, "en todo lo que dependa de la Junta, no va a haber más cambio o merma" y en que se "mantienen" -verbo que, en su opinión, tiene un "especial significado" en estos tiempos de crisis- tanto los desdobles como el profesorado de apoyo y refuerzo, el de diversificación y el de educación compensatoria y especial.

SIN ESCUELA 2.0

Por una cuestión de prioridades, según ha explicado Moreno, es por lo que la Consejería de Educación ha optado por prescindir a partir de este curso del programa Escuela 2.0. La consejera ha recordado que el Ministerio de Educación "ya no lo financia" y que, "antes que eliminar profesorado o bonificaciones", el Gobierno andaluz ha preferido "suspender" este programa de ordenadores portátiles.

Pese a esta "suspensión", Morena ha avanzado que la Dirección General de Innovación Educativa está estudiando "una alternativa" a este programa que se pueda poner en marcha "lo más rápido posible" y que permita también aprovechar las aulas digitalizadas. Cuestionada sobre el ahorro que supone esta medida para las arcas de la comunidad, la consejera lo ha cifrado "en torno a 20 o 30 millones de euros".

APOYO A LAS FAMILIAS

En esta presentación del curso 2012-2013, Moreno también ha hecho mucho hincapié en el otro "eje" sobre el que pivota la política educativa de la Junta: las familias. Según ha señalado, el Gobierno de coalición cree que "la equidad es un componente irrenunciable" y, para ello, y con el "total acuerdo" del conjunto del Consejo de Gobierno, es "imprescindible" mantener la política de becas y bonificaciones.

Así, ha informado de que Educación seguirá convocando la Beca 6.000 (de la que se podrán beneficiar hasta 7.000 alumnos), la Beca Segunda Oportunidad (de la que recientemente se han modificado sus bases para reflexibilizarlas y que más andaluces se pueda acoger a una de las 3.000 ayudas que se convocan), los precios públicos por servicios complementarios, las bonificaciones de hasta el cien por cien y el programa de gratuidad de libros de texto y el de transporte escolar.

"Somos extraordinariamente sensibles con este tema y más en este inicio del curso, donde hay dos decisiones del Gobierno (central) que inciden directamente en las familias más modestas: la subida del IVA en el material escolar y el endurecimiento de los requisitos para acceder a las becas", ha lamentado tras confrontar estas dos medidas con las de la Junta, "que no ha subido ni un euro de los precios públicos y, en vez de endurecer las becas, las flexibilizamos". "No sin esfuerzo y sin sacrificios, pero Andalucía no va a dar ni un paso atrás en lo mollar", ha concluido.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum