Gana el favorito pero lejos del record del mundo

El atleta keniano Eliud Kipchoge se impuso en el maratón de Berlín disputado ayer domingo en un final descafeinado debido a la poca competencia del resto de favoritos y por una marca final de 2:03:31, 34 segundos por encima del récord mundial de su compatriota Dennis Kimmeto.

Berlín lo tenía todo en este 2017 para hacernos soñar quizá la lluvia marcó una carrera en la que el keniano únicamente pudo lograr la séptima mejor marca histórica, once segundos por delante del debutante etíope Guye Adola, que no pudo aguantar el duro ritmo en los tres mil metros finales de una prueba en la que se han conseguido los últimos seis récords del mundo.

Tampoco pudo batir al campeón olímpico en Río 2016 el atleta nacido en Kenia Wilson Kipsang, que abandonó la carrera a falta de más de diez kilómetros y se quedó sin poder disputar un premio de 40.000 euros que recayó en manos de su compatriota.

Kipchoge, que ya se había adjudicado el maratón de la capital alemana en 2015, lamentó la “lluvia” que dificultó su pelea contra el cronómetro y restó importancia al abandono del otro favorito el etíope Kenenisa Bekele en el kilómetro 36.

“Estoy feliz por la victoria. Las condiciones no eran las mejores con la lluvia”, comentó Kipchoge tras superar la meta situada en la Puerta de Brandenburgo, en declaraciones a la cadena alemana ARD. “Así es el deporte”, añadió sobre Bekele.

Por su parte, en la categoría femenina, Gladys Cherono recalcó la supremacía de Kenia en la carrera y repitió su triunfo de 2015, esta vez con un tiempo de 2:20:21 horas. En segundo lugar entró la etíope Ruti Aga (2:20:41 horas) y en tercera posición la también keniana Valary Aiyabei (2:20:53 horas).

Otras noticias
También en la web
Share This Post On

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *