Chalecos wearables que monitorizan el corazón

wearable chalecoSiempre que visualizamos la sección de deportes en el telediario de cualquier cadena de televisión, vemos a los jugadores de los mejores equipos de futbol con un extraño chaleco pegado al torso y nos preguntamos para qué servirá eso.
Pues se trata de una nueva tecnología inalámbrica. En la calle se conoce como wearable. Como sabeis la mayoría, se trata de un dispositivo que mide diversos valores de nuestro rendimiento mientras realizamos una actividad física. Generalmente los hemos encontrado en relojes, pero en este sistema está incorporado en una camiseta que permite la monitorización a distancia del corazón, facilitando la vida al paciente y al médico, además, de mejorar la atención y el diagnóstico.
Consiste en unos sensores que detectan el ritmo cardíaco con una buena calidad de señal, tanto en reposo como durante el ejercicio del deportista y envían estos datos a un ordenador.
A diferencia de otros sistemas que se habían utilizado hasta ahora, este se basa en un holter, un dispositivo electrónico de pequeño tamaño que registra y almacena datos cardiacos. Se incorpora a la camiseta que utiliza el deportista sin que ello le suponga apenas molestias y no le provoque ninguna limitación para realizar cualquier actividad física. Con él mediremos la frecuencia cardíaca en reposo, máxima y de recuperación, así como la detección ‘in situ’ de posibles alteraciones de los trazados electrocardiográficos, como pudieran ser la presencia de arritmias.
El aparato transmite electrónicamente una señal que mide su frecuencia cardiaca, y podremos conocer el resultado en tiempo real, y ser interpretado por profesionales médicos a distancia, o quedar grabado para su posterior estudio.
Grandes equipos de la primera división del futbol español como el Real Madrid, Athletic de Bilbao, Celta de Vigo o Real Betis se apoyan en este sistema ya que permite monitorizar durante un tiempo prolongado a la persona que realiza una actividad física exigente.
Antes para poder realizar estas pruebas había que colocar en el tórax del paciente varios electrodos conectados a un Holter electrocardiográfico del tamaño de un teléfono móvil, que sujeto a una banda de sujeción se llevaba sobre el hombro o alrededor de la cintura.
Una solución incomoda que registra la actividad eléctrica del corazón normalmente 24 y 48 horas. Después, el dispositivo se conecta a un ordenador donde se descargan todos los datos recogidos, se procesan y se obtiene la información.
Hacer una prueba de alto rendimiento era más complicado con un equipo convencional, ahora con esta nueva tecnología la molestia que tiene el paciente durante su tiempo de uso es mínima.
Este tipo de pruebas ayudan, básicamente, a descubrir enfermedades relacionadas con el ritmo cardiaco, como la arritmia que puede desencadenarse durante la vida cotidiana o bien con el ejercicio físico. Otra gran ventaja, es que se ha observado que detecta problemas cardíacos cuando un holter convencional y una prueba de esfuerzo daban negativo. Esto permite atajar el problema e intervenir quirúrgicamente para sanar la dolencia y que el deportista pueda continuar su vida profesional.
El uso de esta camiseta permite que la actividad física se pueda realizar cómodamente sin limitaciones de esfuerzo físico tanto en intensidad como en duración porque permite grabaciones muy prolongadas.

Otras noticias
También en la web
Share This Post On

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *