Víctor Alvargonzález

Socio fundador de Nextep Finance www.nextepfinance.com www.victoralvargonzalez.com
Víctor Alvargonzález

Nunca estaré lo suficientemente agradecido a Joaquín Gómez, adjunto a la Dirección de elEconomista, por llamarme en su día Señor Deflación. Básicamente, porque apostar por un entorno desinflacionista ha sido clave en los últimos años para acertar en la asignación de activos en cualquier estrategia de inversión. Gracias a su cariñoso apodo, queda claro cuál ha sido la apuesta del que suscribe.

Víctor Alvargonzález

La mayoría de la gente que ha recomendado recientemente a sus clientes vender acciones lo ha hecho porque pensaba que China y sus víctimas colaterales - los emergentes - llevarían al mundo a la recesión. Entiendo que en caso contrario no lo habrían hecho, considerando que el dinero procedente de esa venta deberá ser colocado al 0% en un depósito o, asumiendo cierta volatilidad, en bonos que ofrecen algo más del uno.

Víctor Alvargonzález

En el artículo anterior explicaba los motivos por los que creo que estamos tocando suelo en la corrección. Suponiendo que fuera así ¿cuál sería el sitio adecuado para tomar posiciones ante un posible rebote?

Víctor Alvargonzález

Me preguntan que cuándo va a tocar fondo la bolsa china. Yo respondo que cuando quieran los chinos. Las autoridades, vaya. También respondo que, a falta de toma de decisiones serias y razonables -lo de meter a los que venden en la cárcel no lo es-, las bolsas también podrían tocar fondo de forma natural, porque caigan tanto que los precios resulten atractivos para quienes tienen capacidad -dinero- para cambiar la tendencia, que son los grandes inversores institucionales (fondos de inversión y de pensiones, hedge funds, etc.). En esta ocasión podrían coincidir ambas fuerzas. Y más pronto que tarde.

Víctor Alvargonzález

"Éste es el final, amigo mío" es el título de una canción de The Doors, que se hizo famosa por estar en la banda sonora de la película Apocalipsis Now. El tono surrealista de la película encaja perfectamente con el espectáculo de la negociación entre Grecia y la eurozona. La letra también empieza a encajar.

Últimos artículos de Opinión