El juzgado concluye el concurso de acreedores de Cierval y acuerda su extinción

El juzgado de lo Mercantil número 3 de Valencia ha comunicado a la patronal empresarial Cierval el auto por el que se declara concluso el concurso voluntario de acreedores y se acuerda la extinción de la organización, evitando así designar un administrador concursal. El auto pone fin, así, a 36 años de historia de la patronal autonómica, "decretándose la cancelación de su hoja registral de inscripción".

El juez hace constar en el auto "la insuficiencia de bienes para hacer frente a todo el pasivo de la entidad", ya que "más de la mitad de los activos de Cierval son deudas de difícil cobro, pues se refieren a cuotas de afiliados cuyo impago, arrastrado desde 2014 y 2015, incluso alguna desde 2010, es una de las causas que ha generado la insolvencia, en concreto por parte de dos de sus confederaciones provinciales que, incluso se manifiestan incapaces de atender el pago de las cuotas de la propia confederación autonómica", en referencia a las patronales de Alicante, Coepa, y de Castellón, CEC.

Además, el juzgado deduce que "no es posible la obtención de nuevos ingresos, dado que los ingresos por cuotas son inexistentes y resulta materialmente imposible la percepción de subvenciones al existir procedimientos de reintegro de subvenciones por la suma de un millón de euros, que imposibilitan la percepción de nuevas subvenciones, principal fuente de sus ingresos". Estos reintegros a la Generalitat Valenciana corresponden a convenios ejecutados por dos de sus organizaciones provinciales (Alicante y Castellón).

La Generalitat, reclamará la deuda

La Conselleria de Hacienda ha explicado que mantendrá la reclamación de la deuda pendiente de recuperar -que cifra en unos 600.000 euros, más intereses y recargos-, dado que los receptores de las ayudas eran las tres organizaciones provinciales integradas en Cierval -Coepa, CEC y la CEV, en Valencia-. Para ello, procederá a definir qué parte corresponde a cada una y el Instituto Valenciano de Administración Tributaria (Ivat) se encargará de reclamar sus obligaciones.

Del importe total, en torno a 250.000 euros corresponden a la CEV, que ya tiene provisionada la cantidad necesaria para abordar el reintegro a la Administración autonómica.

Proceso iniciado en diciembre

El Comité Ejecutivo y la Junta Directiva de la patronal autonómica valenciana, Cierval, acordaron por unanimidad, el pasado 21 de febrero, presentar, con carácter inmediato, el concurso de acreedores de la organización, en la modalidad de liquidación. La imposibilidad de afrontar las deudas derivadas de los impagos y las irregularidades en la gestión de las patronales de Alicante (Coepa) y Castellón (CEC), envueltas en procesos judiciales, y el bloqueo de éstas a la reforma estatutaria de Cierval, clave para su viabilidad, han provocado la caída de la organización.

En diciembre, Cierval reformuló sus cuentas de 2015, para recoger nuevas provisiones que cubriesen 600.000 euros reclamados por la Generalitat a la CEC por ayudas a formación. Con ello, las pérdidas pasaron de 900.000 a 1,5 millones. De ellos, 895.000 euros, vinculados a CEC y 597.620 euros, a Coepa.

El presidente de Cierval, José Vicente González, expresó la voluntad de la organización de presentar preconcurso y abordar la negociación de un plan de pagos con la Generalitat y un plan de viabilidad interno, que pasaba por la reforma de estatutos para modificar estructura y participación de las patronales provinciales, dando más peso a empresas y asociaciones.

No obstante, y a pesar de que las cuatro patronales -la autonómica y las tres provinciales- se comprometieron a la reforma interna de Cierval, para garantizar su viabilidad, las trabas de Coepa a la reforma de estatutos y el afloramiento de nuevas irregularidades e impagos en la CEC, imposibilitaron cerrar este proceso con éxito antes de fin de año, como estaba previsto. En este contexto, la Generalitat declinó un segundo aplazamiento de parte de la deuda generada por las ayudas a Castellón -de unos 600.000 euros-, que Cierval, considerada responsable subsidiaria, no tiene capacidad de asumir.


PUBLICIDAD


Otras noticias

Contenido patrocinado

Comentarios 0

Deja tu comentario

Comenta las noticias de elEconomista.es como usuario genérico o utiliza tus cuentas de Facebook o Google Friend Connect para garantizar la identidad de tus comentarios:

Usuario

Facebook

Google+


elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y las mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.




El flash: toda la última hora


La herramienta para el ahorrador en Bolsa

¡Regístrese y pruébelo GRATIS!


Boletines


Todos los boletines



Prima de Riesgo
País Precio Puntos %
ESP 1,31 0,01 0,00%
FRA 52,18 +2,03 +4,04%
ITA 1,83 -0,02 0,00%
GRE 605,77 -5,78 -0,94%
POR 322,83 -0,20 -0,06%

Ecotrader



Evasión

Así es la mansión de un cuarentón

Así es la mansión de un cuarentón



Copyright 2006-2016, Editorial Ecoprensa, S.A. | Política de Privacidad | Aviso Legal | Política de cookies | Cloud Hosting en Acens