Tecnología

El último centro de datos de Microsoft está en el fondo del mar de Escocia

  • El equipo no necesitará mantenimiento hasta dentro de cinco años

Microsoft ha instalado a modo de prueba un centro de datos en el fondo del mar, cerca de las islas de Orkney (Escocia), que no necesitaría de mantenimiento hasta cinco años después de su colocación. La infraestructura, que soporta 864 servidores, funciona con energía solar, eólica y mareomotriz.

Microsoft ha publicado un artículo en su web oficial en el que relata la puesta en funcionamiento del primer centro de datos en el fondo del mar. La compañía explica que el denominado Proyecto Natick busca adaptarse al crecimiento exponencial de la demanda de centros de datos cerca de los núcleos poblacionales y el uso de las energías renovables para su funcionamiento.

Microsoft se alió con Naval Group, una empresa francesa especializada en ingeniería, fabricación y mantenimiento de barcos y submarinos militares, para hacer posible el Proyecto Natick. Naval Group optó por adaptar un proceso utilizado para refrigerar submarinos al centro de datos, logrando que el sistema canalizase el agua de mar a través de los radiadores de cada uno de los 12 bastidores de servidores para volver al océano.

El centro de datos submarino creado por Microsoft mide aproximadamente 12,19 metros de largo y carga con doce bastidores, que incluyen en su interior 864 servidores y el sistema de enfriamiento necesario. Esta infraestructura se ensambló y pasó pruebas en Francia para posteriormente enviarse a Escocia, espacio escogido para su despliegue.

El día de la colocación del centro de datos, éste fue remolcado al mar y conectado a un cable de fibra óptica y a otro de alimentación, para posteriormente ser encendido. En la operación trabajaron diez tornos, una grúa, una barcaza y un vehículo por control remoto.

Uso de renovables

El Proyecto Natick se nutre de la utilización de energías renovables, puesto que el centro de datos funciona con la energía solar, eólica y mareomotriz, y como han señalado desde la compañía, no necesitaría de mantenimiento hasta cinco años después de su instalación.

El responsable de Arquitectura y Estrategia de Infraestructura en la Nube en la división Empresarial y en la Nube de Microsoft, Christian Belady, reveló que la idea de la compañía es poder implementar infraestructuras de este tipo en "cualquier lugar del planeta" en el que lo requieran sus clientes,y señaló también que este avance posibilitaría eliminar los "costosos" generadores existentes para respaldar fallos en la red eléctrica.

El equipo del Proyecto Natick monitorizará el funcionamiento del centro de datos durante los próximos doce meses. Este proyecto de investigación busca determinar la viabilidad económica de centros de datos de este tipo.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Google+Google plus
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum
Publicidad
Contenido patrocinado
Otras noticias
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.