Una empresa china desarrolla un robot que realiza repartos dentro de los edificios

10/10/2017 - 12:37
  • Es capaz de sortear obstáculos, usar ascensores y cargar 80 kilos
Más noticias sobre:

La empresa china de entrega de comida a domicilio ele.me ha presentado un nuevo robot que incorporará a su sistema de reparto dentro de su plan para reemplazar a su personal por tecnologías de automatización en los próximos años, informaron hoy los medios locales.

Este robot, que se está probando en un centro de oficinas de Shanghái, entrega los pedidos a los clientes del edificio, por donde puede moverse -incluso esquivar obstáculos y subir ascensores- de manera autónoma durante ocho horas transportando un máximo de 80 kilos.

Con esa nueva iniciativa, la empresa de reparto de comida pretende avanzar en su plan para sustituir su red de mensajeros por tecnologías de automatización dentro de tres a cinco años, según el diario South China Morning Post.

Tras un dron de reparto

En septiembre, esta misma compañía presentó un dron para el reparto de alimentos que puede transportar hasta seis kilos en un radio de 20 kilómetros.

Aunque este sistema de entrega con aviones no tripulados está todavía en desarrollo, se espera que este nuevo robot pueda introducirse de manera más rápida para reducir los problemas de eficiencia durante la hora del almuerzo, uno de los momentos del día con más volumen de trabajo.

Para llevar a cabo su plan, la empresa ha firmado un acuerdo con Vanke, la mayor inmobiliaria residencial de China, para introducir estos robots en sus oficinas.

De esta forma, ele.me quiere mejorar la rapidez de entrega de sus pedidos, ya que los mensajeros suelen tener que esperar a la entrada de los edificios, especialmente a la hora de la comida, para que los empleados recojan personalmente los paquetes.

En China, algunos repartidores pueden ser penalizados si el pedido llega tarde, lo que explica que el año pasado se convirtiera en un fenómeno viral un vídeo en el que un mensajero desesperado estallaba en lágrimas cuando se retrasó debido a la gran cola para poder subir al ascensor en hora punta.


PUBLICIDAD


Contenido patrocinado

Otras noticias


Comentarios 0

Deja tu comentario

Comenta las noticias de elEconomista.es como usuario genérico o utiliza tus cuentas de Facebook o Google Friend Connect para garantizar la identidad de tus comentarios:

Usuario

Facebook

Google+


elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y las mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.





El flash: toda la última hora


La herramienta para el ahorrador en Bolsa

¡Regístrese y pruébelo GRATIS!


Boletines


Todos los boletines



Prima de Riesgo
País Precio Puntos %
ESP 127,68 +5,35 +4,37%
FRA 41,79 +0,69 +1,68%
ITA 166,44 +1,93 +1,17%
GRE 515,72 +4,51 +0,88%
POR 197,59 +2,58 +1,32%

Ecotrader



Evasión

Las 44 viviendas de Lagasca99

Las 44 viviendas de Lagasca99



Copyright 2006-2016, Editorial Ecoprensa, S.A. | Política de Privacidad | Aviso Legal | Política de cookies | Cloud Hosting en Acens