Opinión

Más retos para el sistema de pensiones

Foto: Dreamstime.

El Pacto de Toledo acumula más de 30 comparecencias desde 2016, cuando le fue encomendada la tarea de estudiar una nueva reforma del sistema de pensiones.

El trabajo ya era entonces complicado ante problemas estructurales, como el rápido envejecimiento poblacional. Pero ahora los retos se multiplican.

Sin el factor de sostenibilidad, que debía entrar en vigor en 2019, queda sin resolver el problema de cómo la evolución de la esperanza de vida debe influir en el cálculo de la pensión.

Pero más difícil aún es concretar el modo en que podrá financiarse la religación de estas prestaciones al IPC más allá del año próximo.

Si el Pacto de Toledo no da respuestas realistas a estos retos, la Seguridad Social se aboca a una situación insostenible.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Google+Google plus
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum
Publicidad
Otras noticias
Contenido patrocinado
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.