El Parlamento Europeo votará de forma definitiva sobre la reforma de la directiva de derechos de autor en el mercado único digital el próximo miércoles 12 de septiembre, después de una primera votación truncada y tras despertar la polémica por parte de internautas, asociaciones y expertos como el creador de la 'World Wide Web', Tim Berners-Lee, sobre las consecuencias que tendrían los artículos 11 y 13.

La propuesta de 'copyright' se postuló en el año 2016 integrada dentro de la directiva sobre el mercado único digital, y la primera votación a su respecto tuvo lugar en el Comité de Asuntos Legales del Parlamento Europeo el 20 de junio de este año.

En esta, se aprobó el borrador del texto de la propuesta, entre ellos los artículos más controvertidos, el 11 y el 13, los referentes al control del contenido por parte del propietario y a la responsabilidad de las plataformas sobre los archivos alojados en ella.

Después de esto, se fijó la votación en pleno de todos los eurodiputados que integran el parlamento para el 4 de julio, donde se rechazó la normativa con 278 votos a favor y 318 en contra, lo cual paralizó la iniciativa y se hizo necesario que volviera a pasar por el Comité de Asuntos Legales para realizar nuevas enmiendas.

Tras volver a pasar ese corte sin modificar sustancialmente ninguno de los puntos polémicos, el Parlamento Europeo votará la reforma de 'copyright' de forma definitiva el próximo 12 de septiembre.

Según el artículo 13, las plataformas se harán responsables del contenido que alojen

Dentro de la normativa de derechos de autor se encuentran dos aspectos que han sido ampliamente debatidos por defensores y detractores. El primero de estos está relacionado al artículo 11 de dicho texto, el cual contempla que quien ostente la autoría de una obra tendrá el derecho de autorizar o prohibir su replicación, así como de recibir una remuneración "justa y proporcionada" por cada vez que se utilice, según afirma el texto.

Esto quiere decir que, durante un periodo de 20 años, el propietario de un material recogido dentro del derecho a copia, decide si su contenido puede ser indexado, publicado o utilizado en cualquier estudio o no, además de recibir una compensación económica cada vez que lo autorice.

Por su parte, el artículo 13 alude directamente a las plataformas de Internet en las cuales se publica contenido y a la responsabilidad que estas tienen sobre el material que recogen, para concluir que los sitios web son responsables de las publicaciones de sus usuarios, incluidos los casos en los cuales se infrinjan derechos de autor.

Con esto, se encarga a estos 'proveedores de servicios' que tomen medidas para asegurar que no se violen estos acuerdos, tales como implantar herramientas de control, monitorización y filtrado del contenido subido por los usuarios.

Los defensores argumentan que "los autores reciban un pago justo por sus contribuciones"

Como principal defensor de estos cambios se encuentra el integrante del Grupo Parlamentario Europeo y de la Unión Demócrata Cristiana alemana, Axel Voss, ponente de la directiva. Junto a él la apoya todo su grupo parlamentario, el Grupo Socialista, el grupo de la Europa de las Naciones y la Libertad. Fuera del Parlamento también cuentan con la defensa de empresas culturales y artistas creadores de contenido como Paul McCartney.

Desde su postura sostienen que "los autores en Internet reciban un pago justo por sus contribuciones" ya que en palabras de Voss "Facebook o Google se embolsan ganancias inmensas a su costa". Según sus defensores, la nueva directiva no afectaría a los usuarios, sino a los grandes portales.

Los padres de Internet, críticos contra la directiva

Como contraparte, dentro del Parlamento Europeo están en contra Los Verdes, Izquierda Unitaria y el grupo de los Liberales. A esto hay que añadir a plataformas de código abierto como Wikipedia (la cual cerró en señal de protesta el 3 de julio), los gigantes tecnológicos Facebook y Google, organizaciones y activistas por los derechos digitales, así como expertos de Internet entre los que se encuentran sus 'padres fundadores'.

La vicepresidenta del grupo de Los Verdes, Julia Reda, ha sido una de las voces más destacadas en la postura contraria a Voss en la cámara comunitaria. Reda defiende que con las nuevas medidas, la censura podría acabar con el espíritu de Internet y que encargar a un algoritmo el filtrado y control del contenido acarrea serios riesgos para la libertad en la Red, hasta el punto de impedir la subida de GIF, memes y remezclas de canciones.

Un conjunto de asociaciones por los derechos civiles de todo el mundo, entre los cuales se incluye la Asociación de Internautas española, crearon la plataforma SaveYourInternet.eu, a través de la cual se otorgaba a los ciudadanos la posibilidad de contactar con los eurodiputados de forma directa y así hacerles llegar sus quejas sobre la nueva normativa.

La Asociación de Internautas ha estado especialmente activa en la denuncia de la directiva de 'copyright' y la semana del 4 al 11 de septiembre se ha encargado de establecer un calendario por días y colectivos afectados en el cual se instaba a la ciudadanía a tratar de influir en los europarlamentarios por medio de SaveYourInternet durante la última semana de plazo antes de la votación.

Además de esto, el presidente de la asociación, Victor Domingo, realizó una carta abierta para Axel Voss en la cual denunciaba que las nuevas medidas convertirían a los 'proveedores de contenidos' en responsables de cualquier contenido sin respetar el derecho a la libertad de información, así como en censores a la fuerza.

Por otra parte, grandes expertos en el campo del Internet y la informática como son los fundadores de la propia 'World Wide Web' y de la red conocida hoy en día, Vinton Cerf y Tim Berners-Lee, también están en contra de la reforma de la directiva.

Los 'padres de Internet' también enviaron una carta al presidente del Parlamento Europeo, Antonio Tajani, previa a la primera votación del Comité de Asuntos Legales. Esta contó también con la firma de más de setenta personalidades de la Red, como el cofundador de Wikipedia, Jimmy Wales o el fundador del Archivo de Internet, Brewster Kahle.

El contenido de la misiva afirma que los cambios afectarían también al texto y al código fuente utilizado en publicaciones dentro de plataformas de código abierto y llegaría afectar tanto a citas como a parodias y remezclas musicales, debido a problemas relacionados al sistema automatizado de filtrado. La votación del 12 de septiembre decidirá si estas reformas salen a delante y se comienza a redactar su texto definitivo en el Consejo Europeo.

Outbrain