Bolsa, mercados y cotizaciones

Brasil dice que recurrirá contra los aranceles de EE.UU.

Sao Paulo, 8 mar (EFE).- El Gobierno brasileño reiteró hoy su "gran preocupación" por la decisión de EE.UU. de imponer aranceles a las importaciones de acero del 25 % y del 10 % para las de aluminio, y reafirmó que "recurrirá todas las acciones" para preservar sus intereses.

La medida adoptada por el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, oficializada hoy, provocará "graves perjuicios" a las exportaciones brasileñas, "ampliamente" favorables a EE.UU., según un comunicado conjunto de la cancillería brasileña y del Ministerio de Industria y Comercio.

De acuerdo con Brasil, la decisión de Estados Unidos tendrá un significante "impacto negativo" en los flujos bilaterales de comercio y en las relaciones comerciales y de inversión de ambos países.

El Ministerio de Relaciones Exteriores de Brasil señaló también que las "medidas restrictivas" a las importaciones de acero y aluminio son "incompatibles" con las obligaciones de Estados Unidos bajo el paraguas de la Organización Mundial de Comercio.

Brasil volvió a manifestar su preferencia por el diálogo y la asociación, pero subrayó que "recurrirá a todas las acciones necesarias, en los ámbitos bilateral y multilateral, para preservar sus derechos e intereses".

Ambos ministerios señalaron que la decisión de Estados Unidos debilita los esfuerzos en curso del Foro Global del Acero en la búsqueda por una solución al exceso de la capacidad del sector siderúrgico, "verdadera raíz de los problemas enfrentados por el sector".

De acuerdo con el comunicado, desde el inicio de las investigaciones del Departamento de Comercio de Estados Unidos, en el primer semestre de 2017, el gobierno brasileño ha intentado "evitar la aplicación de las medidas a las exportaciones brasileñas".

Brasil, recordó la nota, esclareció al gobierno estadounidense que los productos brasileños "no causan amenazas a los intereses comerciales o de seguridad de Estados Unidos" y ambas industrias se complementan.

De acuerdo con Brasil, las estructuras productivas siderúrgicas de ambos países son complementarias debido a que cerca del 80 % de las exportaciones brasileñas de acero son de productos semimanufacturados, que son un importante insumo para la industria siderúrgica estadounidense.

Brasil es el mayor importador del carbón siderúrgico de Estados Unidos, con compras que sumaron 1.000 millones de dólares el año pasado, ya que este producto es un insumo importante para los productores brasileños de acero.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Google+Google plus
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
Publicidad
Otras noticias
Contenido patrocinado