Schroders: "La inteligencia artificial es la nueva religión de nuestros hijos"

17/05/2017 - 16:47

Robin Parbrook, responsable de Asia ex Japón de Schroders, ha afirmado en la Morningstar Investment Conference que, al igual que en China hay oportunidades de inversión, éstas se encuentran en las tecnologías disruptivas, aquellas que suponen un cambio relevante en la vida diaria de la gente.

"Los inversores necesitan centrarse en las tendencias reales. Debemos invertir en evolución, en cambios más graduales", reconoció el experto. Según datos de la gestora alemana, en China el 20%  de las compras (sin alimentos) se hacen online. De ahí China, afirmó, está desarrollando ya el comercio del futuro basado en grandes comercios que venden a través de Internet y que funcionan gracias a la distribución. 

La tecnología es la clave de la inversión en el largo plazo, en opinión del analista, basándose en cómo han evolucionado las mayores firmas del mundo a lo largo de las últimas décadas. En estos momentos, las cinco grandes de la bolsa son Apple, Alphabet, Microstoft, Amazon y Facebook y "Alibaba está al borde de las diez mayores. Esto demuestra que hay confianza en la tecnología disruptiva" y que del crecimiento de los mercados emergentes se seguirán, por el momento, beneficiando también Europa y EEUU que suministran servicios al continente asiático. 

"Ya no consumimos bienes físicos. Se está acelerando la transición de bienes a servicios. Los niños de hoy en día no tienen cosas en sus habitaciones, solo tienen ropa, un teléfono y un ordenador, es decir, consumen sólo datos y servicios", afirmó Parbrook. "La inteligencia artificial se ha convertido en la nueva religión de nuestros hijos. En Europa se pasó de leer lo que la Iglesia decía a centrarse en la elección personal del consumidor. Sin embargo, ahora el Kindle sabe todo de nosotros, nuestros intereses y tiene la capacidad de darte exactamente lo que quieres leer. Eso es inteligencia artificial. Son cosas que cambian la realidad de manera real. No es solo una cuestión de tecnología, sino que se trata de comportamientos y creencias". 

Desde Schroders apuntan a que el 50% de las compañías que componen el MSCI AC Asia están viendo amenazada su supervivencia por la tecnología disruptiva. 

De ahí que, en parte, Parbrook prefiera evitar invertir en sectores tradicionalmente cíclicos y que ha venido creciendo a doble dígito desde la Revolución Industrial. Es el caso de la energía ya que "el mundo se está moviendo hacia ser un menor consumidor con una nueva economía más ligera y limpia"; y también de las materias primas. 

China va bien, a pesar de todo

Para Parbrook, buena parte de las dudas que existen sobre el futuro de la economía del gigante asiático son puro ruido. "No hay que mirar demasiado su tasa de crecimiento, ni su política porque los países asiáticos están haciendo sus deberes". Es más, tampoco los bancos centrales están impactando sobre las economías emergentes como se pensaba hace meses, justo antes de la que la Reserva Federal estadounidense se decidiera a subir tipos de interés dando paso a una nueva era. "Los bancos centrales solo son ruido en el mercado. Ni siquiera Donald Trump ha logrado nada sino hacer subir los mercados". 

¿Qué destaca el analista? Básicamente que, frente a lo que se pueda pensar, "los países emergentes son los mayores consumidores de Internet por tiempo en la Red, probablemente porque buena parte de la población está sin empleo"; que "la tecnología en automoción no tiene nada que envidiar a firmas extranjeras" y, de hecho, "las marcas chinas están ganando cuota de mercado en el país frente a competidores extranjeros"; y, por supuesto, que suministran al mundo buena parte de las tecnologías de ciberseguridad, vinculada con cámaras y fotografía. 

A evitar, eso sí son algunos sectores, tales como aquellos con un férreo control de su gobierno corporativo por parte de algún gobierno asiático, sin flexibilidad y alejados de las nuevas tecnologías. 

India está cara

"Estamos viendo al mercado asiático volver a crear una burbuja de valoraciones. No es una realidad muy diferente a la de EEUU y Europa (por ratio PER), pero sí creo que las compañías baratas lo están por algo y puede haber algún caso de value trap (trampas de valoración)". India, agregó, "es una gran historia para la evolución de su mercado, uno de los mejores de este año, pero cara".


PUBLICIDAD


Otras noticias

Contenido patrocinado

Comentarios 0

Deja tu comentario

Comenta las noticias de elEconomista.es como usuario genérico o utiliza tus cuentas de Facebook o Google Friend Connect para garantizar la identidad de tus comentarios:

Usuario

Facebook

Google+


elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y las mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.




El flash: toda la última hora


La herramienta para el ahorrador en Bolsa

¡Regístrese y pruébelo GRATIS!


Boletines


Todos los boletines



Prima de Riesgo
País Precio Puntos %
ESP 121,24 -0,94 -0,77%
FRA 42,70 -0,45 -1,03%
ITA 176,97 +1,23 +0,70%
GRE 563,72 -4,73 -0,83%
POR 281,35 -1,78 -0,63%

Ecotrader



Evasión

El queso de los 1.260 euros

El queso de los 1.260 euros



Copyright 2006-2016, Editorial Ecoprensa, S.A. | Política de Privacidad | Aviso Legal | Política de cookies | Cloud Hosting en Acens