Así es el televisor exterior más grande del mundo

Por Evasión | 9/10/2017 - 9:23

La compañía austriaca CSEED ha presentado el que denomina el televisor exterior más grande del mundo. El C SEED 201 es una pantalla LED de 201 pulgadas que además tiene la facultad de plegarse sobre sí misma y ocultarse 'bajo la tierra' en tan solo 25 segundos.

Fundada en 2009 por Alexander Swatek, esta marca con sedes en Viena, Los Angeles y California se ha ganado un espacio en el sector tecnológico gracias un producto orientado al 'estilo de vida sin concesiones'. El C SEED 201, al igual que otros productos de la firma, es UN lanzamiento que está especialmente pensado para garantizar el entretenimiento audiovisual en el exterior sin correr ningún riesgo por las inclemencias meteorológicas.

El mecanismo de este televisor se basa en una serie de paneles LED que van emergiendo del suelo y se van ordenando hasta conformar un pantalla de 201 pulgadas (5,11 metros) y alcanzar una altura de 4,65 metros. Todo este proceso se realiza de manera automática y no tarda más de 25 segundos. Además, la pantalla tiene la capacidad de girar hasta los 270 grados y se puede subir o bajar a la altura de visualización deseada.

Respecto al diseño, la compañía austriaca explica que este televisor "empaqueta su tecnología ultra potente en una estética rigurosamente aerodinámica creada por Porsche Design Studio. La simplicidad de la forma, los materiales duraderos de alto grado y la mano de obra impecable se combinan en una instalación austeramente imponente".

Contenido patrocinado

Otras noticias

Comentarios 0

Deja tu comentario

Comenta las noticias de elEconomista.es como usuario genérico o utiliza tus cuentas de Facebook o Google Friend Connect para garantizar la identidad de tus comentarios:

:
:
:
:

elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarias y las mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.



Evasión en Twitter