Caprichos

HIIT: el entrenamiento de alta intensidad que promete acabar con las grasas

La palabra clave del gimnasio hoy en día es HIIT (en inglés: High Intensity Interval Training/ entrenamiento de alta intensidad a intervalos). Los más asiduos a estos entornos deportivos seguro que han escuchado este concepto en los últimos años. En 2018 parece haberse convertido en la disciplina favorita de los deportistas del mundo. Por lo menos, esto es lo que asegura un informe realizado por la ACSM americana.

En Worldwide Survey of Fitness Trend, los expertos de la ACSM de Estados Unidos aseguran que la tendencia deportiva del año será el entrenamiento HIIT. No es ninguna novedad, ya que, con la subida al podio del Crossfit, el entrenamiento a alta intensidad mediante intervalos comenzó a desarrollarse en gran parte de los gimnasios del mundo.

Es cierto que el Crossfit y el entrenamiento HIIT no son exactamente disciplinas similares, aunque sí que beben la una de la otra. Es decir, en un WOD de Crossfit es muy probable que realices alguna rutina HIIT aislada.

Claves del entrenamiento 

Esta forma de entrenamiento se basa en hacer secuencias de ejercicios a una elevada intensidad, incluyendo todas las repeticiones posibles de cada uno de estos ejercicios en un tiempo determinado. Para que exista el intervalo es importante incluir un breve espacio de recuperación.

Por lo general, una buena rutina HIIT se realiza haciendo todas las repeticiones posibles de un mismo ejercicio en un espacio de tiempo limitado (por ejemplo, 30 segundos). Tras esto es necesario descansar unos 10 segundos y volver a la carga. Esto se puede hacer con un sinfín de ejercicios, como sentadillas, burpees, flexiones, fondos, etc.

Según el informe de la ACSM, el entrenamiento HIIT se pone de moda en 2018 debido a la proliferación de entrenadores personales en los gimnasios, que están específicamente formados para diseñar rutinas de entrenamiento de máxima calidad. Y es que una de las claves del éxito de estas rutinas deportivas está precisamente en eso, en la experiencia del monitor y la calidad del entreno.

Los expertos aseguran que a través de entrenamientos de alta intensidad es posible aumentar el gasto calórico hasta en un 15 %. Pero la clave está en que además de quemar grasas durante el HIIT también se estarán eliminado en reposo. No obstante, no recomiendan hacer este tipo de ejercicios constantemente. Como máximo se deben de practicar unas 3 veces por semana, aunque lo más adecuado es hacer un HITT semanalmente y combinar este entrenamiento con otras disciplinas.

El riesgo de lesión a través del ejercicio de intervalos a alta intensidad es más bien alto. Por ello, los entrenadores intentan concienciar a los deportistas de que es necesario un nivel de preparación física bueno antes de proceder a incluir entrenos HIIT en las sesiones deportivas.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Google+Google plus
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum
Publicidad
Otras noticias
Contenido patrocinado