Spiral Cellars: una bodega en espiral y subterránea para los amantes del buen vino

Por María Sempere | 10:00 - 5/12/2017

Los vinos de alta calidad son uno de los productos más consumidos por los dueños de grandes fortunas. Entre los clientes con altas posibilidades económicas, contar con un buen vino en casa para ofrecer a los invitados en ocasiones especiales es indispensable. Por eso no hay cliente Vip que no disponga de bodega propia en su residencia.

El objetivo de estas bodegas propias no es solo el de albergar caldos de procedencia nacional o internacional de gran calidad, sino mantener y conservar el vino en perfectas condiciones para que no se vea alterada ninguna de sus características. Por eso existen empresas como Spiral Cellars especializadas en la construcción de estas bodegas privadas.

Funcionalidad y Modernidad

Esta empresa, de más de 35 años de experiencia, se caracteriza por construir modernas y minimalistas bodegas, acorde con las tendencias estéticas actuales. Spiral Cellars es, además, una de las empresas favoritas entre los clientes más exclusivos del mundo, por su exquisito y elegante diseño, pero también por asegurar las condiciones necesarias para que los vinos se conserven en el mejor estado.

Optimización de espacios

La empresa ha construido a lo largo de su trayectoria más de 3.000 bodegas y debe su nombre a sus reconocidas bodegas en forma de espiral, que otorgan al área gran sofisticación, pero que además optimizan completamente el espacio y lo aprovechan al máximo.

Esto es posible porque la bodega se construye en un sótano, al que se llega mediante unas escaleras en forma de espiral y a lo largo de las paredes de las escaleras se encuentran las diferentes botellas de vino almacenadas con gran seguridad. Así, en un espacio mucho más pequeño se pueden guardar la misma cantidad de botellas que en una bodega tradicional.

La empresa también juega con la iluminación de la bodega convirtiéndola, si el cliente lo desea, en centro de atención de la estancia

Estos innovadores diseños han encantado a los clientes premium, que no dudan en contratar a la empresa para construir sus bodegas. De hecho, no es necesario disponer de sótano para crear una, ya que Spiral Cellars se ofrece a construir uno en el momento para albergarla. El precio de la bodega dependerá de los metros de profundidad que tenga, pero no es inferior a 22.000 dólares.

Contenido patrocinado

Otras noticias

Comentarios 0

Deja tu comentario

Comenta las noticias de elEconomista.es como usuario genérico o utiliza tus cuentas de Facebook o Google Friend Connect para garantizar la identidad de tus comentarios:

:
:
:
:

elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarias y las mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.



Evasión en Twitter