Energia

Repsol compra el 40 % de la mexicana Bardahl para convertirlo en su centro para América Latina

Lucas Angelini, director de Lubricantes, Asfaltos y Especialidades de Repsol; Mª Victoria Zingoni, directora general de Downstream de Repsol y los directivos de Bardahl Sergio Díaz Torres y Sergio Díaz Gómez.
Madrid

Repsol pisa el acelerador en su apuesta por el negocio de los lubricantes. La petrolera ha llegado a un acuerdo para quedarse con el 40% de la compañía mexicana Bardahl.

La petrolera española cierra así su primera gran operación para hacer crecer su negocio de lubricantes, tal y como tenía previsto en su plan estratégico. La compañía se encargará de fabricar y comercializar sus lubricantes en México, donde la empresa posee en Toluca una de las plantas más modernas de Latinoamérica y una extensa red de distribución en todo el país.

Repsol introdujo México en su hoja de ruta de la expansión internacional el pasado mes de marzo. Tal y como adelantó entonces elEconomista, la petrolera había diseñado un plan estratégico 2017-2021 con el que pretende duplicar su volumen total de ventas para llegar a las 300.000 toneladas. Para lograrlo, invertirá 100 millones de euros en tomar participaciones en varias plantas de lubricantes e incrementará su esfuerzo comercial.

Y, por el momento, las cifras les avalan: las ventas en lubricantes en España crecieron a un ritmo del 3% el pasado ejercicio, lo que le sitúa en una posición de liderazgo en el mercado nacional, mientras que en los mercados internacionales se dispararon un 17%. A cierre del pasado año, la producción de lubricantes de Repsol ascendió a 161.000 toneladas. El objetivo es que en 2021 el 70% de las ventas provengan del negocio internacional, mientras que el 30% restante dependería del negocio español. En otras palabras, la petrolera quiere casi cuadruplicar el peso de las ventas al exterior en el negocio de los lubricantes.

Respecto a España, no obstante, la compañía presidida por Brufau sigue apostando fuertemente por la planta de Puertollano (Ciudad Real), en la que contemplaban una inversión de 3 millones de cara a incrementar su producción a máxima capacidad. Esto le ha permitido alcanzar el pasado ejercicio una producción de 127.000 toneladas, frente a las 117.000 toneladas de 2016. El objetivo de la energética es llegar hasta las 170.000 toneladas al año en 2021, tal y como adelantó en su día el director de Lubricantes de Repsol, Lucas Angelini, a este diario.

Además, la compañía ha lanzado al mercado una nueva gama de lubricantes Repsol Moto, desarrollados en su centro de tecnología. A nivel nacional, han firmado acuerdos con Honda y Kymco. A nivel internacional, han firmado acuerdos con las marcas SK Lubricants en Corea para lubricantes de alta gama.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Google+Google plus
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum
Publicidad
Otras noticias
Contenido patrocinado