El rebote sigue vivo pero aún es vulnerable

11/09/2018 - 20:44

Situación de corto plazo:

A corto plazo no nos sorprende que el Eurostoxx 50 (SX5E.ST) trate de formar un rebote fruto de la sobreventa que sirva para ajustar parte de la última caída previa, tras el cual las ventas podrían volver a imponerse. En este sentido, la pérdida de soportes que vimos la semana pasada, de la base del proceso consolidativo que desarrolló el Eurostoxx 50 durante los últimos tres meses, fue una clara señal de debilidad que nos advierte de que un próximo rebote podría ser vulnerable y previo a un continuidad bajista que podría llevar a los índices europeos a lo que hemos llamado sus 'grandes soportes'. Hablamos de soportes como son los 11.500-11.600 del DAX 30 (DAX.XE), de cuyo mantenimiento depende que se mantengan intactas las posibilidades de ver una recta final alcista en las bolsas europeas.

Este contenido es exclusivo para suscriptores de Ecotrader

Suscríbete ahora y disfruta de un mes gratis