Economía

Exresponsable de empresas de caja madrid dice que la estructura de la entidad "ayudaba a que hubiera presión" política

MADRID, 13 (SERVIMEDIA)

Carlos Vela, exresponsable de Empresas de Caja Madrid y ex consejero delegado de Martinsa-Fadesa, afirmó este miércoles que él no sufrió presiones políticas en su etapa en la entidad financiera, si bien señaló que la estructura de la misma "ayudaba" a que las hubiera.

"Yo no la viví, pero es verdad la estructura de la caja ayudaba a que hubiera presión" política, señaló en la comisión del Congreso de los Diputados que investiga la crisis financiera. En este sentido, explicó que es cierto que cuando se "acumula" en el Consejo de Administración a cargos políticos había personas que sí podrían sentir presión.

Así, comentó que nunca le dijeron que había que dar un crédito alguien. "Cuando había una operación especial preguntaban, pero no nos sentíamos intimidados con esas preguntas", aseguró.

Además, Vela quiso dejar claro que "no hemos sentido presión para cambiar los números de lo que hemos hecho, nunca". De esta manera, defendió que las operaciones se decidían en función de la "rentabilidad ajustada al riesgo".

Preguntado por la cualificación de los miembros del Consejo, apuntó que la "profesionalidad en temas financieros no era la óptima", aunque "ponían interés". "En el Consejo había una serie de gente muy distinta, unos con mucho conocimiento y otros con bastante menos", añadió.

'TARJETAS BLACK'

Preguntado por las 'tarjetas black' de Caja Madrid, dijo que no quería responder porque está pendiente del recurso de casación del Tribunal Supremo y "prefiero no hablar".

Pese a ello, sí señaló que "para mí era remuneración y no otra cosa", porque su relación con la caja "fue siempre de empleado". Vela gastó con su tarjeta casi 250.000 euros y fue condenado a dos años de prisión.

Por otra parte, se refirió al crédito concedido a Martinsa Fadesa (inmobiliaria que acabó en concurso de acreedores) en el que participó Caja Madrid, para afirmar que cuando se dio el mismo "no había ninguna señal de alarma" en el mercado inmobiliario. Sin embargo, reconoció que más adelante se equivocó en el diseño de la transacción, ya que en julio de 2007 cambiaron los indicadores de riesgo de préstamos.

Además, explicó que desde que él llegó a Martinsa Fadesa, Caja Madrid no le dio ningún préstamo, ya que en ese momento no se daban casi créditos y menos a inmobiliarias. Vela expuso que estuvo un año en Martinsa Fadesa "haciendo las cosas urgentes y no lo importante, y tal fue el estrés que pase que me dio un aneurisma de aorta".

(SERVIMEDIA)

13-JUN-18

BPP/gja

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Google+Google plus
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
Publicidad
Otras noticias
Contenido patrocinado