Economía

Francia sale oficialmente del procedimiento de déficit excesivo de Bruselas y deja sola a España

  • El país vecino consigue estabilizar su déficit público bajo el 3% del PIB

Ya es oficial. Francia abandona el procedimiento de déficit excesivo de Bruselas al lograr estabilizar el déficit de sus cuentas públicas por debajo del 3% del PIB. El país vecino deja a España sola en este control, que en 2011 contaba con 24 países bajo esta supervisión.

"Es un momento importante para Francia. Es el fin de nueve largos años de procedimiento, un procedimiento que es doloroso, de esfuerzos presupuestarios que nunca son fáciles de imponer y soportar, pero que son necesarios", declaró el comisario europeo de Asuntos Económicos y Financieros, Pierre Moscovici, durante una rueda de prensa para presentar las recomendaciones de Bruselas.

El Pacto de Estabilidad y Crecimiento obliga a los Estados miembros a situar su déficit público por debajo del 3% del PIB y Francia lo ubicó el año pasado en el 2,6%. Según Moscovici, la trayectoria de reducción de ese indicador en la economía gala es "fuerte y clara", y se mostró convencido de que el porcentaje será inferior al 3% también en 2018 y 2019.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Google+Google plus
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum
Publicidad
Contenido patrocinado
Otras noticias
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.