Ecoaula

Brecha salarial: Letonia, Países Bajos y Finlandia llevan la igualdad a sus aulas

  • Debido a un bajo porcentaje en los actuales graduados de esta rama
Madrid

España ha escalado hasta el puesto 10 del barómetro Desi(Índice de Economía y Sociedad Digital) de la Comisión Europea. Además, destaca en la séptima posición en el subindicador de graduados en materias Stem (Ciencias, Tecnologías, Ingeniería y Matemáticas). Estas ramas académicas están calificadas como la base de las profesiones del futuro por la OCDE, especialmente las relacionadas con la economía digital.

La paridad de género ha estado a la vanguardia del debate público y, aún más, si se relaciona con el ámbito tecnológico. Honeypot, la plataforma de trabajo europea enfocada en tecnología para desarrolladores de software, ingenieros de DevOps y científicos de datos, ha lanzado un estudio que se centra en 41 países de la OCDE y la UE, y ofrece datos comparables relacionados con la industria tecnológica y la brecha salarial. Así, Letonia, Países Bajos y Finlandia ofrecen las mejores oportunidades para las posibles estudiantes Stem, debido a un bajo porcentaje en los actuales graduados de esta rama y salarios relativamente justos en términos de la brecha salarial de género.

El estudio tiene como objetivo alentar a las mujeres potenciales en la tecnología destacando las naciones que requieren una gran afluencia de mujeres graduadas Stem para ayudar a ajustar su brecha de género de tecnología. La realidad es que faltan mujeres en el sector de la tecnología. Las razones son variadas, pero la solución es única: apoyarlas y formarlas. Girls Who Code, una organización estadounidense, se ha propuesto cerrar la brecha de género en la tecnología y luchar contra los estereotipos que lastran a las mujeres. La organización ha llegado a casi 90.000 niñas en 50 Estados. Los clubes de Girls Who Code se centran en proporcionar un espacio amistoso, alentador y de apoyo para que las niñas de sexto a duodécimo grado aprendan sobre informática. Cabe destacar que en 2020, según un informe de Randstad, faltarán 1,9 millones de profesionales altamente cualificados en este ámbito.

Actualmente hay una presencia minoritaria de la mujer en estas carreras, solo dos de cada diez estudiantes son mujeres y hay una creciente demanda de empleo, por eso muchas empresas están tomando una postura proactiva para mitigar esa brecha de género. En España, las universidades politécnicas están nerviosas, porque la demanda de sus titulaciones se ha estancado, cuando las perspectivas indican que los empleos de tipo técnico pueden duplicarse en los próximos años.

Una industria equitativa

En el gráfico se muestra qué países ofrecen la mejor oportunidad para las mujeres en tecnología, comparando la diferencia entre la brecha salarial de género general y la brecha salarial en el sector.

Emma Tracey, cofundadora de Honeypot, asegura que el objetivo de este informe es que "con la proporción de trabajadoras tecnológicas que permanecen por debajo del 30 por ciento en todos los ámbitos, esperamos que se enriquezca la conversación sobre la igualdad en esta industria e inspire a más mujeres a buscar oportunidades en tecnología". Además, "el Foro Económico Mundial informó en 2017 que la igualdad de género en el ámbito económico no se alcanzará durante otros 170 años, pero que la igualdad para las mujeres en la fuerza de trabajo agregaría 28.000 millones de dólares (24.054 millones de euros) a la economía mundial para 2025".

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Google+Google plus
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum
Publicidad
Otras noticias
Contenido patrocinado